Panes italo-dominicanos en El Bronx

Las recetas de Il Forno Bakery son europeas, pero quienes las preparan son latinos
Panes italo-dominicanos en El Bronx
Rafael Eduardo se enorgullece de su pan pizza romana, que mide 72 pulgadas de largo.
Foto: Especial para EDLP / Víctor Matos

Nueva York — La mayoría de los panes de Il Forno, como lo refleja su nombre, son italianos. Pero detrás de los hornos de esta panadería industrial, que distribuye sus productos a los mejores restaurantes de la ciudad, hay pura mano de obra hispana.

Su dueño, el dominicano Ramón Eduardo, la comenzó en el 2005, después de trabajar más de 10 años como distribuidor de una panadería de Manhattan. Empujado por los altos precios que su proveedor comenzó a cobrarle, el hispano se atrevió a hacerle la competencia.

“No tuve intenciones de tener panadería, pero no tenía otra para comprar y decidí abrir Il Forno”, cuenta Eduardo, quien llegó solo a la ciudad a los 17 años desde el pueblo de Salcedo.

Hoy este negocio de El Bronx hornea los panes que se sirven en reconocidos restaurantes de Nueva York y Nueva Jersey, como Tosca Cafe, Joe Allen, Orso y The Meatball Shop, así como en supermercados, delis y cafeterías.

Los panes de Il Forno son artesanales y únicos, resultado de buenas recetas italianas, por lo que sus empleados ecuatorianos, salvadoreños, dominicanos, colombianos y demás latinos, han aprendido a cocinar mini focaccias, ciabattas, ciabattinas, filones y otras delicias típicas del país europeo.

“Uno de nuestros principales productos es uno llamado pizza romana, un pan que tiene 12 pulgadas de ancho y 72 de largo y lleva aceite de oliva y romero. Nos lo piden mucho”, agrega Eduardo.

El lugar cocina miles de panes al día, y desde las 12 a.m. sus camiones comienzan a hacer la entrega para que los clientes tengan pan fresco.

“Tenemos unos 60 o 70 productos diferentes y calculo que usamos entre 800 a 1,000 libras de harina al día”, explica Rubén Palza, quien tiene seis años encargado de los calientes hornos de la panadería. “La primera ruta de entrega sale pasada la media noche, que va a Nueva Jersey, y la última sale a las 5 a.m. Entregamos pan durante toda la noche”.

La calidad del producto de Il Forno no sólo ha sido reconocida por sus cientos de clientes, directos e indirectos, sino que el pasado 15 de julio el alcalde Michael Bloomberg le entregó un reconocimiento como Bronx Small Business of the Year (Empresa pequeña de El Bronx) durante los 2013 NYC Neighborhood Achievements Awards.

“Se siente bonito y es reflejo de que, como inmigrante, si uno lucha puede lograr lo que quiere. Hay que luchar”, comentá Eduardo, quien asegura que el buen trato que le da a sus 40 trabajadores son la base de su éxito. “Un empleado es algo sagrado, se debe tratar muy bien. Para mí son como familia”.

El hispano se enorgullece además de entregar decenas de bolsas diarias de pan a City Harvest, una organización sin fines de lucro dedicada a alimentar a los más necesitados en Nueva York.

Il Forno está ubicada en el 521 de la calle Faile, en El Bronx, cerca del mercado de Hunts Point. El lugar vende pan al detal.