5 pasos para devoluciones sin problemas

Si no le gustó algún regalo de Navidad, siéntase en la libertad de pedir un cambio.
5 pasos para devoluciones sin problemas
Puede resultar difícil devolver productos con la envoltura dañada o sin etiquetas.
Foto: Archivo

Cuando el año pasado llevamos a cabo una encuesta nacional, casi 1 de cada 5 norteamericanos nos dijo que pensaba devolver por lo menos un regalo navideño.

Según un estudio de la Federación Nacional de Comerciantes Minoristas, la mayor parte de las políticas de devolución son más permisivas que antes de la recesión. Para presentar devoluciones sin problemas, lea la letra chica de las políticas de devolución actuales, que suelen cambiar, y siga los siguientes consejos.

Por lo general, los grandes comerciantes dan 90 días para la devolución de la mayor parte de los artículos, pero quizás se apliquen períodos más cortos para los electrodomésticos y los artefactos para el cuidado personal, el software, y los CD y los DVD.

Durante las fiestas, muchas veces los comerciantes extienden los plazos. Por ejemplo, por lo general los electrónicos comprados en Walmart pueden devolverse dentro de los 15 o 30 días, pero si la compra es realizada entre el 15 de noviembre y el 25 de diciembre, se calcula como si la fecha de compra hubiera sido el 26 de diciembre.

Muchos comerciantes solían, al menos, ofrecer crédito en la tienda a los compradores que no contaban con él. En la actualidad, la mayoría los rechaza. Si pagó con tarjeta de crédito, tarjeta de débito o cheque y no tiene factura, algunas tiendas tratarán de encontrar el registro electrónico, pero los que compran en efectivo pueden correr peor suerte.

Algunas empresas, como, por ejemplo Best Buy, exigen que presente algún tipo de identificación emitida por el gobierno junto con la factura. (De esa forma, pueden rastrear a los que devuelven en forma compulsiva, incluso cuando la transacción fue realizada en efectivo).

Los comerciantes no pueden vender un artículo como nuevo después de que se abrió el paquete, por lo tanto, cobran un monto por reaprovisionamiento.

Este cargo se aplica principalmente a los productos electrónicos, pero Sears también lo cobra en el caso de colchones, electrodomésticos grandes y pedidos especiales de ferretería, artículos deportivos y otra mercancía. Por lo general, una vez que fueron abiertos, artículos tales como software, CD y DVD no son retornables.

También puede resultar difícil devolver productos con la envoltura dañada o sin etiquetas.

Si compró un artículo por Internet y la empresa tiene sucursales físicas, visite el sitio web para ver si se puede devolver en la tienda y evitarse empaquetar el producto, ir al correo y pagar los gastos de envío.