Cancelan más de 1,000 vuelos por nevadas en EEUU

El sistema combinado de lluvia, hielo y nieve afecta a varios estados de la costa Noreste y del medio Atlántico
Cancelan más de 1,000 vuelos por nevadas en EEUU
La mayor cancelación de vuelos se registró en los aeropuertos del área de Nueva York y Nueva Jersey.
Foto: Archivo

Washington – Una nueva tormenta invernal que cubrirá varios estados de la costa Noreste y del medio Atlántico las próximas 48 horas, forzó la cancelación de más de 1,000 vuelos en las primeras horas de este lunes en aeropuertos de la región y a través del país.

El Servicio Nacional de Meteorología estimó que algunas regiones entre el estado de Massachussets y la capital Washington podrían registrar precipitaciones de hasta ocho pulgadas de nieve, poniendo fin al respiro y las benignas temperaturas del fin de semana.

Las fuertes nevadas registradas en la zona norte de Nueva Jersey y sur de Nueva York forzaron ya la cancelación de 1,024 vuelos en los tres mayores aeropuertos que dan servicio a esa área y otros con vuelos a estos destinos en las primeras horas de este lunes, de acuerdo al portal electrónico FlightAware.

Muchos de los pasajeros afectados por estas cancelaciones fueron quienes asistieron al juego del Super Bowl celebrado el domingo en East Rutherford, Nueva Jersey, bajo un favorable clima.

Las condiciones podrían complicarse en los días siguientes ante el pronóstico de un sistema combinado de lluvia, hielo y nieve que podría extenderse a estados de la zona central sur como Oklahoma.

De acuerdo con el Servicio Nacional de Meteorología la primera ola de baja presión producirá nevadas en la región noreste del medio Atlántico para avanzar rápidamente al norte hasta los linderos del estado de Maine para la tarde de este lunes.

El segundo frente de baja presión avanzará desde el oeste y la región central del Golfo de México hacia al noreste afectando el Valle de Tennessee para el martes, provocando fuertes lluvias y tormentas, causando nevadas en Ohio.

Ese mismo día se espera que las fuertes lluvias continúen en el sur, en la región central de las rocallosas, provocando lluvias heladas en porciones del sur de Oklahoma.