Centroamericanos temen regresar a sus países

Encabezan el aumento de inmigrantes que piden asilo en EEUU alegando 'miedo'
Centroamericanos temen regresar a sus países
Según cifras de las autoridades federales de inmigración, cada vez se procesan más solicitudes de asilo por el llamado 'miedo creíble'. Esto ha causado preocupación y ha hecho más estricto el proceso.
Foto: EFE

Los Ángeles — Substanciales aumentos en casos de salvadoreños, hondureños y guatemaltecos que llegan a los puertos y fronteras de Estados Unidos alegando miedo de regresar a sus países son en gran medida los responsables de un aumento general de casos de “miedo creíble” que procesan las autoridades migratorias federales, según cifras del Servicio de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos (USCIS)

El establecimiento de un “miedo creíble” es el primer paso en una solicitud de asilo y la cantidad de casos de este tipo recibidos por el gobierno federal ha aumentado en más de un 600% entre 2013 y 2008.

El año 2013 se registró el aumento más notable: de 13,931 casos en 2012 (año fiscal) a 36,026 en 2013.

Los solicitantes de esos tres países centroamericanos tuvieron los aumentos más radicales, encabezados por los solicitantes de El Salvador, que en 2013 tuvieron 10,935 casos de “miedo creíble”, más que durante los cinco años anteriores combinados y un aumento de 167% respecto al año anterior.

Esto quiere decir que al menos 10,935 personas salvadoreñas se presentaron en un puerto o frontera de Estados Unidos sin visa o documentos para entrar al país y alegaron miedo de regresar a su nación de origen y que este número fue referido a un agente de asilo de USCIS para la entrevista inicial que determina si pueden o no solicitar formalmente este beneficio migratorio.

Pero alegar miedo y obtener una entrevista no quiere decir que todos estos individiuos podrán pedir asilo formalmente. En 2013, sólo 1,115 casos de asilo fueron formalmente presentados ante el gobierno de Estados Unidos por salvadoreños. Cada caso puede incluir a una o más personas de una familia, indicó Steve Blando, portavoz de USCIS.

Guatemala y Honduras también experimentaron un aumento significativo con más personas alegando miedo de regresar a sus países el año pasado que en los cinco años anteriores.

Sin embargo, aunque en 2013 (año fiscal) fueron 5,573 guatematecos los que alegaron miedo, sólo 1,861 pudieron presentar un caso de asilo.

Hing, experto en asilo y profesor de la Escuela de Leyes de la Universidad de San Francisco, dijo que la gran diferencia entre quienes alegan miedo creíble y quienes realmente pueden solicitar asilo refleja lo difícil que ya era pasar la primera entrevista con un agente especializado de USCIS, incluso antes que se anunciara a finales de febrero que dicha entrevista se haría aún más estricta.

“Esto lo que indica es que USCIS está decidiendo que la mayoría de las declaraciones de miedo no son válidas”, dijo Hing. “En otras palabras, a pesar del tremendo aumento en dichas declaraciones, están negando la posibilidad de pedir asilo a la mayoría de quienes lo solicitan. Por eso hemos sido críticos de que lo hagan aún más difícil, porque ya era demasiado difícil antes”.

Hace unos días, La Opinion publicó un memo interno de USCIS que indicaba a los agentes de asilo cómo debían tratar a los solicitantes en las entrevistas de “miedo”.

En el mismo, la preocupación por el aumento en casos y la “creciente asignación de recursos a las adjudicaciones de miedo creíble y la atención a estas”, generó la necesidad de revisar las directivas para los agentes de asilo que hacen dichas entrevistas haciéndolas más estrictas.

Los casos de Centroamérica generalmente se ligan a la violencia relacionada a las pandillas, la extorsión y las drogas.