Fiat 500L Trekking: prueba de 3,000 millas

Un compacto realmente eficaz y divertido para conducir.
Fiat 500L Trekking: prueba de 3,000 millas
El Fiat 500L Trekking es cómodo y seguro.
Foto: Suministrada

Hace dos años Fiat inició su regreso a las costas de América con sus Mini 500 hatchback. Para el 2014 la marca italiana está ampliando su presencia con el Fiat 500L wagon.

Mucho se ha hablado de los problemas de los anteriores Fiat. Decidí probarlo por un tiempo para ver su evolución y encontrarle alguna falla que lo caracterice. Pero la verdad que no desilusionó, es más, no me trajo ningún problema en más de 3,000 millas, y es un auto realmente divertido de conducir.

El modelo que probé fue el más alargado, el Trekking wagon de 4 puertas.

El 500L tiene un motor de cuatro cilindros de 1.4 litros turboalimentado que genera 160 caballos de fuerza y 184 libras-pie de torque. Para el modelo estándar una transmisión de seis velocidades manual tradicional o un manual de seis velocidades con rutas de alimentación automatizadas.

La transmisión automática de seis velocidades es estándar en el modelo Trekking.

El Fiat 500L de cuatro puertas viene en las versiones POP, Easy, Trekking y Lounge.

Las características del modelo Trekking incluyen rines de acero de 17 pulgadas, espejos con calefacción, entrada sin llave, accesorios de potencia, control de crucero, volante de cuero, tapicería de piel, asientos delanteros con calefacción, un espejo retrovisor con atenuación automática y sensores traseros de estacionamiento, y un sistema de sonido de seis bocinas con reproductor de CD, entrada auxiliar de audio y la integración del iPod.

Agrega un techo solar de doble panel, tapicería de cuero, Bluetooth, una pantalla táctil de 6.5 pulgadas con un sistema de navegación, cámara de vista trasera y unos toques de diseño exterior deportivo, una suspensión deportiva, faros antiniebla, asientos delanteros deportivos, volante deportivo y un sistema de audio Alpine actualizado. Otra opción incluye un sistema de navegación “TomTom”.

El buen gusto del modelo Trekking continúa en el interior con un elegante volante de cuero, instrumentos atractivos y controles fácilmente inteligibles crean un aura positiva, al igual que la sensación de que el cuerpo del 500L es una estructura sustancialmente robusta.

El espacio para los pasajeros traseros en el modelo estándar de 4 puertas es escaso, pero dos pasajeros viajan cómodos. El 500L Trekking aumenta la utilidad del modelo regular con dos puertas y un mayor espacio de carga.

Casi 27 pulgadas de largo y 6 pulgadas más alto y más ancho que el original, el 500L Trekking tiene más del doble de espacio detrás de los asientos traseros, con 23 pies cúbicos de espacio de carga y 45 pies cúbicos con los asientos traseros abatidos.

El Fiat 500L Trekking viene de serie con control de estabilidad y tracción, frenos de disco antibloqueo, una rodilla conductor airbag, airbags laterales delanteros y airbags laterales de cortina.

En las pruebas de choque del gobierno, el 500L recibió tres (de cinco) estrellas para la protección general contra choques, con cuatro estrellas en protección frontal general y tres estrellas por la protección lateral total. Sin embargo, cabe señalar que la protección lateral para el conductor fue de cinco estrellas y en la calificación de la parte trasera de dos estrellas.

El Instituto de Seguros para Seguridad en las Carreteras adjudicó el 500L el puntaje más alto de Fiat “bueno” para el frontal y protección contra impactos laterales, así como las pruebas de resistencia del techo.

Su andar es muy divertido y produce ruidos agradables que en otros vehículos subcompactos molestan. Su transmisión automática es suave y cambia sin retoques.

La banda de potencia del motor se traduce en un montón de empuje que puedan utilizarse en la carretera. Impulsado rápidamente en un camino sinuoso, toma las esquinas con entusiasmo, con la ayuda de su dirección rápida y neumáticos pegajosos.

Los vehículos con altos centros de gravedad pueden rodar en una curva, pero cuando se lanza en una curva cerrada el 500L permanece increíblemente plano. El resultado es que después de haber arrojado el Fiat en una curva, inmediatamente se siente como arrojándola a la otra. Sobre todo porque su alta posición de manejo es ventajosa e inteligente.

La vista a través de los pilares del techo le dan a uno confianza extra. Es realmente un carro divertido de conducir.

Fiat 500L Trekking es el distinto del grupo, porque tiene carácter y un aura de calidad, con una mirada europea que hace alarde de su look más agresivo.

Probé el Mini Countryman y no me pareció tan divertido como este modelo de Fiat. Además estos subcompactos son de generar problemas a largo plazo y Fiat, que hoy es parte de Chrysler, tiene un servicio y piezas mas económicas que el Mini.

Luego de 3,000 millas y no tener problemas -aunque paré en el servicio Fiat para ver si le faltaba algo, pero siempre estuvo bien-, puedo decir que los nuevos Fiat que están llegando ya no son los amigos de los mecánicos como antes. Este Fiat está hecho pensando en las largas rutas americanas y dentro de los subcompactos divertidos, éste es uno de mis favoritos.

No es una exageración decir que este 500L le dará a la Fiat una mejor oportunidad de generar mayores ventas en los Estados Unidos.

Precio: el modelo Fiat 500L Trekking $23,885.

Consumo: 25 mpg en ciudad, 33 mpg en carretera.