Muestran en corte video de confesión de Pedro Hernández (video)

La grabación en la que cuenta que mató a Etan Patz se hizo en el 2012 luego de su arresto

Nueva York – Pedro Hernández, en tono calmado y pausadamente, confesó como fueron los últimos momentos del pequeño Etan Patz, a quien engaño para llevarlo al sótano de la bodega donde trabajaba para posteriormente estrangularlo. El video de la confesión, que Hernández hizo a la Policía cuando fue arrestado en el 2012, fue mostrado este martes al jurado en la Corte Criminal de Manhattan.

“Le pregunte si quería algo de tomar y le ofrecí una soda. Le dije que viniera conmigo al sótano de la bodega y allí le puse mis manos sobre su cuello y apreté fuertemente”, fue uno de los apartes que se escuchó en la confesión grabada el 24 de mayo de 2012.

“No lo había visto nunca antes”, dijo Hernández, cuando en el interrogatorio se le preguntó si había visto alguna vez al pequeño de 6 años antes del hecho ocurrido el 25 de mayo de 1979.

El hombre de 53 años, que hace tres décadas trabajaba como ayudante en la bodega ubicada en el SoHo, relató en la grabación a los miembros de la Fiscalía de Manhattan que luego de apretarle el cuello fuertemente al menor y aun a sabiendas que estaba con vida, “lo metí en una bolsa de basura, la que luego até y después puse en una caja de cartón”.

Seguidamente, Hernández indicó que se había puesto la caja en los hombros y caminó al menos una cuadra para arrojarla en un callejón. Luego regresó a trabajar como si nada, “mi mente quedo en blanco, como si nada hubiera pasado”, contó.

Agregó además que, “fui al día siguiente al lugar pero la caja ya no estaba, supongo que alguien se la llevó o la tiró a la basura”, confesó sin mostrar ningún tipo de remordimiento.


Lee también:

Exesposa de Hernández confirmó confesión del asesinato de Etan

Testigos de Puerto Rico ratifican ‘confesión’ de Pedro Hernández

Juez rechaza anular el juicio contra Pedro Hernández

Madre de Etan Patz testifica en juicio contra Pedro Hernández

Pedro Hernández en el banquillo por asesinato de Etan Patz


La sesión matutina en el juicio contra Hernández se centró en la grabación, una de las tres que hiciera el acusado y que duró alrededor de una hora. Mientras era mostrada, algunos de los 14 miembros del jurado (compuesto por siete hombres y siete mujeres) reflejaron en su rostro cierta emoción, mientras que otros tomaban nota atentamente. Otro de los testigos fue el detective Anthony Curtin, uno de los uniformados que estuvo con Hernández desde que fue arrestado en Nueva Jersey, el 23 de mayo de 2012. Curtin declaró que mientras estuvo con el acusado no vio que luciera como delirante o alucinando durante la confesión.

Al otro lado de la sala, Hernández, que vestía camisa clara a rayas, no hizo ningún tipo de gesto facial y fijó su mirada todo el tiempo en uno de los dos monitores dispuestos en la corte. Los padres de Patz y la hermana, también estuvieron en el tribunal escuchando atentamente la declaración.

A la salida de la corte el abogado defensor Harvey Fishbein aclaró que la cinta que se mostró en corte fue hecha 20 horas después de que su cliente había sido arrestado e interrogado. La defensa alega que todo se trata de una fantasía causada por un desorden mental.

En otro aparte, Hernández dijo que desde hacía más de 20 años acudía a un siquíatra por varias dolencias, entre ellas por ser bipolar, así como que tomaba medicamentos, tanto para un problema de hernia en la espalda como para su problema de bipolaridad. El juicio se reanudara el jueves 19 de febrero.