Los Cadillac ATS y CTS no pueden lograr sus objetivos

Los sedanes de la marca no tienen las ventas proyectadas
Los Cadillac ATS y CTS no pueden lograr sus objetivos
Ni el Cadillac ATS ni el CTS han tenido el éxito esperado.
Foto: Cadillac

La estrategia de General Motors para reconstruir la marca Cadillac se ha topado con obstáculos que van mas allá de su marketing y estrategias.

El fabricante de automóviles no puede persuadir a suficientes compradores de cambiar su preferencia por competidores extranjeros como BMW o Mercedes, y no puede producir suficiente cantidad de SUV Escalade para satisfacer la demanda doméstica.

La bajas ventas de sus sedanes marca un revés para la estrategia de Cadillac en desafiar a Audi, BMW y Mercedes-Benz, las marcas alemanas de lujo, ni tampoco lo puede hacer con las japonesas Lexus e Infiniti.

De acuerdo con estudios, el propietario estadounidense de un Cadillac estará feliz de considerar un Lexus o un Mercedes, pero los propietarios de los vehiculos de lujo alemanes o japonenes no pondrían un Cadillac en su lista de compras.

Según un crítico de la automotriz, el ATS es el producto que Cadillac podría haber utilizado para darle valor a la marca, pero es demasiado caro y se produce en exceso. Cadillac ha luchado durante más de un año para reducir los inventarios de modelos ATS y CTS sin vender.

A mediados de diciembre se cerró durante seis semanas la planta de Lansing, Michigan, que construye los modelos ATS y CTS. La fábrica reabrió el 26 de enero en un solo turno y con un programa de producción muy reducido.

Incluso con los recortes de producción, Cadillac y sus distribuidores tenían cerca de cuatro meses de sedanes vendidos CTS y seis meses de sedanes ATS sin vender al final de enero, mostró un análisis de Reuters.

En enero, las ventas de GM aumentaron un 18%, en gran parte por las ventas de sus SUVs. Las ventas de Cadillac aumentaron en general un 2% en el 2014, por debajo de la media general, cuando las ventas del sedan ATS cayeron un 8% más que hace un año y las del CTS un 24%.

El fracaso de ATS y CTS para alcanzar sus objetivos le está costando GM. Para encender la demanda, Cadillac ha ofrecido arrendamientos subsidiados, financiamiento y descuentos más descuentos. Los consumidores están recibiendo innumerables reembolsos para ayudar a limpiar los vehículos sin vender.

Cadillac ha despejado el 90% del resto de los sedanes 2014 que quedaban en los concesionarios, dijo un portavoz la semana pasada. Mientras tanto, el Escalade está juntando dinero que otros pierden, ya que las ventas del SUV en enero aumentaron un 149%.

La fábrica de SUVs de GM fuera de Dallas, que construye el Escalade y los larga distancia entre ejes Escalade ESV y sus hermanos Chevrolet y GMC, funciona de manera constante en tres turnos y horas extras de trabajo los fines de semana, para tratar de cumplir con la fuerte demanda.

Pensar que en el año 1994 le pregunté a un ejecutivo de Cadillac si iban a producir SUVs como el Ford Explorer, y su respuesta fue: “Enrique, ¿qué pregunta es esa? Cadillac sólo fabrica autos, no camiones”. ¿Qué hubiera sido de Cadillac si sólo estuviera fabricando autos? Cadillac no tiene un vehículo de imagen, como el Corvette para Chevrolet o el Mustang para Ford, y a pesar que ha tratado, no lo ha podido lograr.