Vendedores ambulantes piden reglas más claras

Dependen del mercado negro para conseguir sus licencias y muchos pagan multas permanentemente.
Vendedores ambulantes piden reglas más claras
Posible aumento de licencias a vendedores callejeras. Foto Credito: Mariela Lombard / El Diario.
Foto: Mariela Lombard / El Diario

Nueva York- Claudia López sabe que todo negocio tiene sus costos: comprar los ingredientes, pagar impuestos y, en su caso, pagar las multas. Porque, para vendedores ambulantes como ella, existe la llamada “regla de los 20 pies”, donde los carros no pueden estar a menos de esa distancia de una puerta de un edificio. Esto es imposible para cualquier vendedor ambulante en Roosevelt Avenue, como ella. La acera simplemente no da el espacio y no le queda otra que pagar una y otra vez los $500.

“Si yo tuviera un tiradero de cosas, estaría de acuerdo, pero se me hace injusto que vengan y nos pongan multas tan fácilmente”, dice López, quien lleva 22 años trabajando con su carro en el mismo lugar, donde vende desde maní hasta churros. “Queremos que se acabe el mercado negro de los permisos, además, y que se cambie esta regla de los 20 pies”.

Claudia Lopez, Mexicana, puesto de comida. Posible aumento de licencias a vendedores callejeras. Foto Credito: Mariela Lombard / El Diario.
Claudia Lopez en su puesto de comida en Queens.
Foto Crédito: Mariela Lombard / El Diario.

Como menciona la comerciante, los vendedores ambulantes han debido recurrir al mercado negro para obtener sus permisos, ya que éstos están congelados. Las licencias, que cuestan alrededor de $200 por dos años, terminan siendo vendidas en $20,000 por la misma cantidad de tiempo. Sin embargo, legisladores en el Concejo Municipal están evaluando cambios en las regulaciones.

“Todos los días se ven vendedores ambulantes trabajando fuertemente para ganarse la vida, pero también se ven las violaciones y las tiendas luchando para mantenerse abiertas”, dijo la concejal Julissa Ferreras-Copeland, quien el viernes estuvo recorriendo Queens, para captar opiniones de vendedores y negocios. “Debemos crear oportunidad para que estos vendedores ambulantes puedan legalizar sus negocios y a las vez abordar las leyes de la ciudad que están desactualizados. Debemos crear reglamentos que respondan a las luchas de los vendedores y pequeños negocios”.

Una de las posibilidades que se estarían manejando es entregar nuevas licencias o eliminar los límites que hoy existen. “La presidenta del Concejo está manteniendo todas las opciones abiertas, incluyendo levantar el límite de manera total”, dijo un vocero de Melissa Mark-Viverito. Por su parte, el Departamento de Salud entregó un comunicado en el que explicaron “estamos evaluando el problema con las partes involucradas”.

Sabina Morales, una vendedora de frutas y verduras en Roosevelt Avenue, también debe “arrendar” su permiso, pero quiere que por fin se le permita tener el suyo propio y así ganar independencia. “Si la ciudad nos cobra $3,000 o $4,000 por dos años, yo los pago con gusto”, comenta la mexicana, que todos los días se despierta a las dos de la mañana para comprar sus productos frescos en El Bronx y luego venderlos en Queens.

Sabrina Morales, 58, vendedora de frutas. Posible aumento de licencias a vendedores callejeras. Foto Credito: Mariela Lombard / El Diario.
Sabrina Morales, vendedora de frutas que pide más transparencia en la entrega de licencias.
Foto Crédito: Mariela Lombard / El Diario.

“Estamos en crisis de desempleo y medidas en este sentido podrían ayudar a los negocios”, dice el organizador de Make The Road Nick Petrie. “La gente tiene iniciativa, pero las actuales reglas les dificultan su labor. Es un tema clave para ser tratado por la Alcaldía”.

Por su parte, los negocios establecidos de la zona también están a favor de que se actualice la regulación. “El sistema que está ahora no funciona para nadie: ni para los vendedores ambulantes, ni para los negocios, ni para la comunidad. No es justo que a una persona se le den licencias por 200 dolares y luego los arriende por 20,000 a una persona pobre”, dice Leslie Ramos, directora ejecutiva de 82nd Street, organización de empresarios en Jackson Heights y Elmhurst. “Queremos que se haga algo para eliminar el mercado negro, pero no queremos que se elimine el límite y no se haga planificación. Hay que tomar esta oportunidad para corregir el sistema”.

 

El mercado negro de las licencias límitadas

De acuerdo al Departamento de Asuntos del Consumidor, en la actualidad existen 2,558 vendedores ambulantes con licencias. La mayoría de ellos son veteranos de guerra, que por ley estatal reciben este beneficio sin límite. Existen 853 licencias que no son de veteranos, número que está en su límite máximo de acuerdo a las normas municipales.

El costo de estas licencias es de $200 por dos años, pero en el mercado negro se venden entre $18,000 y $20,000 por el mismo periodo.