Anuncian grupo especial anticrimen para viviendas públicas de El Bronx

El presidente del condado Rubén Díaz Jr. anuncia creación de un grupo especial para proteger del crimen a los residentes de NYCHA

NUEVA YORK – Las autoridades en El Bronx buscan combatir más efectivamente el crimen en el condado en cuanto a viviendas públicas se refiere.

El presidente del condado de El Bronx, Rubén Díaz Jr., y los concejales Ritchie Torres y Vanessa Gibson anunciaron este lunes la formación de un equipo especial para las viviendas que administra la Autoridad Municipal de Vivienda (NYCHA).

Se espera que este nuevo grupo, que inicia funciones en enero, esté en constante comunicación con la agencia para reducir el número de crímenes. NYCHA trabajará en coordinación con los inquilinos, agencias policiales, funcionarios electos y grupos de la comunidad.

Díaz indicó que las estadísticas recientes de crimen en las viviendas públicas motivaron la creación de este grupo especial de seguridad.

Durante una audiencia a finales de noviembre, Torres reveló que el crimen aumentó en siete de los 15 complejos elegidos como parte del Plan de Acción del Alcalde (MAP) implementado por Bill de Blasio para tratar de bajar el índice de delincuencia en estos complejos.

Lo alarmante de las cifras es que, en la actualidad, hay siete nuevos proyectos que están en la cima de los 15 más peligrosos que no son parte del plan de MAP. En dos de ellos, las cifras hablan por sí solas. En Sotomayor Houses, en El Bronx, hubo un incremento de 86.7% y en el Tilden Towers, en Brooklyn, de 71%, números en los que se incluyen robos, asaltos, delitos graves y grandes hurtos.

LEE TAMBIÉN: Alcaldía anuncia mejoras para proteger a residentes de NYCHA

Las nuevas estrategias del alcalde tienen como finalidad la rápida y precisa identificación de individuos que representan un serio riesgo a la seguridad pública para tomar una acción apropiada. Asimismo, las autoridades reconocen que la vasta mayoría de residentes no caen en esta clasificación de riesgo y, por lo tanto, se les debe permitir quedarse en las viviendas.

“No permitiremos que individuos que representan un riesgo a la seguridad amenacen a los residentes de vivienda pública y pongan en peligro sus vidas”, dijo el alcalde. “Nuestra rápida y mejorada comunicación entre NYCHA y el Departamento de Policía (NYPD) nos permitirá identificar con rapidez y precisión a estos individuos para expulsarlos, mientras nos aseguramos de brindar servicios y apoyo a las familias afectadas”.