La noche en que el Papa improvisó para los mexicanos (video)

Mexicanos cerca de la nunciatura tuvieron un emotivo encuentro con el Pontífice
La noche en que el Papa improvisó para los mexicanos (video)
El público en la colonia Guadalupe Inn celebraba la presencia del Papa.
Foto: (YouTube)

MÉXICO – “Que salga, que salga, que salga”. Los vecinos de la colonia Guadalupe Inn, varios cientos “afortunados” de tener a la nunciatura cerca de sus casas para que se les autorizara pasar detrás de la valla en la calle Juan Pablo II, no estaban conformes con ver a un rápido papamóvil, presuroso por llevar a dormir a Francisco tras el largo viaje que lo trajo a México por cinco días.

Por eso pedían insistentemente: “Que salga, que salga”.

Después de todo, la gente cercana al Sumo Pontífice prometió en días anteriores algunas improvisaciones. “Francisco, hermano, ya eres mexicano”, volvía la gente a la carga.

CONTENIDO RELACIONADO: El papa Francisco llega a México en su primera visita al país (VIDEO)

Y, de pronto, el portón se abrió  ante la incredulidad de la gente. Mario Bergolio apareció en la calle con su vestimenta blanca, escoltado por guardias y las cámaras de televisión. “Francisco, Francisco, uhhhh”, celebraban hombres y mujeres mientras él se acercaba al público y daba la mano a quienes le ofrecieron una rosa blanca. Luego tomó el micrófono: ¡Buenas noches!

“Eres el mejor”, gritó alguno. “Shhhh”, ordenaron otros.

Y comenzó una oración: “María, llena eres de gracia, el señor es contigo, bendita eres entre las mujeres…” Y después el mensaje. “Por las personas que quieren y por quienes no nos quieren”, “por quienes nos han hecho daño”, “por los que tienen celos o envidia” y por la fe en la virgen María.

  • ¿Están de acuerdo?
  • Siiiiiií.
  • Que Dios los bendiga.

Transcurrieron sólo unos 10 minutos y volvió a la nunciatura, a la cama anfitriona para dar bendiciones, como cada noche, como su primera noche en México de cara a la feligresía católica.

CONTENIDO RELACIONADO: Desde Nueva York se sigue la visita papal