Descartan que policía que se suicidó fuera investigado por corrupción

El comisionado de Policía Bill Bratton no aseguró que el inspector Michael Ameri no estaba siendo investigado

El comisionado de la Policía se encuentra enfrentado a peticiones de que renuncie a su cargo
El comisionado de la Policía se encuentra enfrentado a peticiones de que renuncie a su cargo
Foto: Mariela Lombard/El Diario Nueva York

El inspector de la Policía de Nueva York (NYPD) que se suicidio el viernes estaba cooperando con las autoridades pero no estaba siendo investigado en el caso de corrupción que involucra a dos empresarios judíos ortodoxos y altas autoridades policiales, según afirmó el comisionado de la Policía Bill Bratton.

Michael Ameri, a cargo de la División de Carreteras, se pegó un tiro en la cabeza dentro de su auto de policía cerca de un campo de golf en Long Island el pasado viernes luego que federales incautaron cajas de discos de la estación policial que dirigía.

“El inspector Michael Ameri no era el objetivo de nuestras investigaciones. Había estado cooperando con la investigación. De manera que cualquiera podría haber sido su motivación para quitarse la vida”, dijo Bratton a WCBS Newsradio 880.

El inspector, que también había dirigido la comisario policial de Park Slope, fue interrogado por federales en marzo pero fue descartada su complicidad en los hechos, de acuerdo con un portavoz del NYPD.

Ameri, de 44 años,  no había sido removido de su puesto y puesto hacer un trabajo diferente como resultado de la investigación, por lo que para el jefe del Sindicato de Policías, Roy Richter, es difícil creer que la decisión de su suicidio estuviera relacionado con el caso de corrupción.

Hable con Ameri el jueves y le aseguré que la decisión de un inferior de él de retirarse no iba afectarlo. Así que, ¿por qué suicidarse?”, dijo Richter al New York Post.