Descubre la costa central de California: Avila Beach, Morro Bay y Hearst Castle

Entre LA y SF: paisajes y mundos de ensueño. Avila Beach, Morro Bay y el Hearst Castle, rodeados de viñedos, playas y paz, resaltan en la costa central de California
Descubre la costa central de California: Avila Beach, Morro Bay y Hearst Castle
El Hearst Castle, en San Simeon, es la gran estrella de un fin de semana en el área.
Foto: Josep Parera / La Opinión

A medio camino entre Los Ángeles y San Francisco, más al norte de Santa Bárbara y algo al sur de Monterey, la mansión Hearst Castle, los viñedos alrededor de San Luis Obispo, la calma de Avila Beach y las aventuras disponibles en Morro Bay conforman los ingredientes perfectos para un fin de semana que puede ser diseñado para el disfrute de toda la familia.

Ya sean parejas enamoradas (¿quién no va a disfrutar de la cata de vinos en sus decenas de bodegas en los mismos viñedos donde son creados?), familias al completo (Morro Bay presenta el Morro Bay Adventure Pass, que incluye, bajo un solo precio, actividades como kayaking, renta de bicicletas y cruceros locales, para todos, y cata de vinos y golf, para los adultos) o amigos (la oferta culinaria local, especialmente en Avila Beach, y los bares en San Luis Obispo), el condado central californiano es un hervidero de posibilidades para divertirse y, también, por supuesto, relajarse.

Aquí te recomendamos los tres centros de acción en el condado de San Luis Obispo dentro de lo que se conoce popularmente como California’s Highway 1 Discovery Route, 100 millas de costa seductora.

Hearst Castle

La piscina dedicada a Neptuno, actualmente en remodelación, deja con la boca abierta por su opulencia.
La piscina dedicada a Neptuno, actualmente en remodelación, deja con la boca abierta por su opulencia.

En detalle: 750 Hearst Castle Road, San Simeon. Informes: www.hearstcastle.org

Uno de los grandes salones del Hearst Castle.
Uno de los grandes salones del Hearst Castle.

Por qué es indispensable: solo la historia de la mansión del magnate del periodismo y líder político William Randolph Hearst (en quien Orson Welles se inspiró para crear su obra maestra “Citizen Kane”) merece la pena. Como muestra, la indispensable película en IMAX que se exhibe en el centro de recepción, que detalla la construcción del Hearst Castle, que se extendió desde 1919 hasta 1947, todo bajo las órdenes de Julia Morgan, la primera arquitecto licenciada en California, y la atenta mirada del mismo Hearst.

La visita al castillo y sus alrededores (que incluyen un zoo hoy en desuso) no solo merece la pena por las majestuosas vistas de la costa más allá de la colina donde se instaló, la opulencia de sus aclamadas y envidiadas piscinas (la exterior dedicada a Neptuno, y la interior, con referencias al estilo Romano), o los preciosos jardines que la rodean.

Es una visita simplemente indispensable para entender el estilo de vida de uno de los primeros millonarios estadounidenses y su entender de lo que era la riqueza. En La Casa Grande, el edificio principal de estilo mediterráneo (con 115 habitaciones y salones), y que está incluido en el tour Grand Rooms, uno puede contemplar áreas específicas como la sala de cine, el comedor (donde el magnate invitaba a estrellas como Clark Gable, Charles Chaplin o Cary Grant a pasar fines de semana) o el salón de estar, adornado de candelabros, alfombras y elementos la mayoría de procedencia europea, como las campanas de su azotea, originarias de Ronda, España, o los tejados de ciertas recámaras, comprados después de la destrucción que ocasionó la Guerra Civil española.

Además de los diversos tours que ofrece el lugar, una vez estos terminan, el visitante puede recorrer su exterior con calma, apreciando la belleza del paisaje, la majestuosidad de “nuevo rico” que emerge de sus eclécticos y, por qué no decirlo, en ocasiones estrambóticos estilos arquitectónicos, pictóricos y escultóricos… que en su conjunto celebran lo que significa el espíritu indomable de California.

Avila Beach

La playa de Avila Beach es un mar de calma y tranquilidad.
La playa de Avila Beach es un mar de calma y tranquilidad.

En detalle: en Avila Beach Resort, concierto de Rodrigo y Gabriela mañana viernes; y el sábado, celebración del Avila Beach Tequila Festival, con la actuación de Ozomatli. Para recorrer sus viñedos y bodegas, visita: www.AvilaWineTrail.com. Información general: www.visitavilabeach.com.

Los restaurantes locales apuestan principalmente por el pescado, como este salmón con camarones de Old Custom House, en Avila Beach.
Los restaurantes locales apuestan principalmente por el pescado, como este salmón con camarones de Old Custom House, en Avila Beach.

Por qué es indispensable: Avila Beach es un secreto a voces. Esta localidad ofrece una selección de restaurantes, bodegas, actividades y atractivos que contradicen su pequeño tamaño. Por ejemplo, los más pequeños disfrutarán del Avila Valley Barn, donde podrán alimentar y compartir fotografías con animales de granja; las familias compartirán aventuras en bicicletas eléctricas para recorrer sus diversos senderos en las colinas cercanas o kayaks en su playa; los amantes del vino pueden pasear por sus numerosas bodegas, de las que cabe recomendar especialmente Kelsey See Canyon Vineyard, donde los domingos celebran veladas musicales en medio de su paradisíaca localización y donde, además de su excelente Albariño, es más recomendable catear su sidra; las parejas que decidan apostar por el relax tienen varias opciones de aguas termales; y para comer, todos podrán degustar una oferta culinaria que va desde el acogedor Ocean Grill, al popular Old Custom House, pasando por el familiar Mersea’s on the Pier, con una excelente selección de comida inspirada en pueblos pesqueros, enclavado en el muelle local, con vistas a su costa y al océano.

Eventos semanales como el Farmer’s Market reúnen a todos sus residentes y visitantes en veladas culinarias y musicales que reflejan el espíritu comunitario del condado. Como sugerencia para pasar la noche, nada mejor que una de las suites, siempre con vistas al mar, en Avila Lighthouse Suites, suficientemente grandes para toda la familia, y con alberca y jacuzzi frente al mar.

La vista desde Mersea's by the Pier en Avila Beach es espectacular.
La vista desde Mersea’s by the Pier en Avila Beach es espectacular.

Morro Bay

En detalle: la aventura tiene un nombre y es Morro Bay. Esta comunidad pesquera, definida por su inmensa roca volcánica de 576 pies de altura, se ha adaptado a los tiempos ofreciendo actividades como kayaking, surfeo o ir en bicicleta en su activo puerto y bahía. Informes: www.morrobay.org, donde se puede encontrar toda la información acerca del Morro Bay Adventure Pass, un pase de tres días con descuentos y ofertas para toda la familia, que se adapta en selección y precios a las necesidades de cada uno.

La roca volcánica de Morro Bay define el paisaje de su bahía.
La roca volcánica de Morro Bay define el paisaje de su bahía.

Por qué es indispensable: por su tono local y tradicional, que se ve reflejado en las tiendas, restaurantes y bodegas en su avenida principal, Embarcadero (como la cata de vinos en Chateau Margene, donde además de un excelente Pinot Noir, se venden aceites de oliva y vinagres deliciosos). Entre las diversas actividades, apuntar cruceros que recorren la bahía y ofrecen, por ejemplo, desayunos, comidas y catas en el mar (caso de Chablis Riverboat Harbor Cruise), o la indispensable cena en un restaurante local, como Dorn’s Original Breakers Café, que abrió sus puertas en 1942 y es el lugar ideal para contemplar las espectaculares puestas de sol de Morro Bay. Durante las próximas semanas, allí tendrán lugar eventos como Art in the Park (2 al 4 de julio y 3 al 5 de septiembre) o el Avocado y Margarita Festival (10 y 11 de septiembre).

Kayaking es una de las múltiples actividades que ofrece el Morro Bay Adventure Pass.
Kayaking es una de las múltiples actividades que ofrece el Morro Bay Adventure Pass.