Joven hace público que es indocumentada en emotivo discurso de graduación

Larissa Martinez anunció en su discurso de graduación de una escuela de Texas: "Soy una de los 11 millones de indocumentados en este país y una parte de mí me dice que esto era algo que debía hacer"
Joven hace público que es indocumentada en emotivo discurso de graduación
Larissa Martinez durante su discurso de graduación.
Foto: Captura de pantalla de video / Escuela Superior McKinney

Una estudiante de una escuela secundaria del norte de Texas dio un discurso diferente en una ceremonia de graduación el viernes. Larissa Martinez anunció que estaba en Estados Unidos de manera ilegal, culpó al sistema de inmigración por su situación, e incluso expresó algunas alusiones sobre el presunto candidato presidencial republicano Donald Trump, Breibart informa.

La mejor estudiante de bachillerato de McKinney Boyd High School, también mencionó que continuará estudios en la Universidad de Yale cuando se puso de pie ante un auditorio repleto y declaró: “Soy una de los 11 millones de inmigrantes indocumentados que viven en las sombras de los Estados Unidos.”

Once millones es la estadística que el gobierno menciona cuando se refiere al total de inmigrantes ilegales que viven en Estados Unidos. Martínez indicó que compartir esta información sobre su estado era parte de una de sus luchas en la vida. “Después de todos estos años, finalmente he reunido el valor necesario para estar frente a ustedes y compartir una lucha que he tenido que hacer frente a cada uno y todos los días.”

Martínez dijo más tarde a WFAA 8 de Dallas en una entrevista que su educación universitaria en Ivy League está financiada con una beca completa. Ella espera estudiar en la escuela de medicina.

Durante su intervención, Martínez también dijo que decidió hacer su de su estado migratorio, el punto central de su discurso de graduación a causa de la “gran división de opiniones sobre el tema de la inmigración en Estados Unidos.”. Ella afirma: “Estamos aquí sin documentación oficial debido a que el sistema de inmigración de Estados Unidos se ha roto y ha obligado a muchas familias a vivir en el miedo”. Tras esta declaración, dijo: “Los inmigrantes indocumentados también son personas.” Martínez estaba emocionada. Los asistentes y graduados del Distrito Escolar Independiente de McKinney estallaron en gritos, alaridos y aplausos.

Aunque ella nunca mencionó al magnate multimillonario de bienes raíces y presunto candidato presidencial republicano Donald J. Trump por su nombre, Martínez declaró: “La parte más importante del debate, y que a menudo se pasa por alto, es que los inmigrantes, indocumentados o no, también son personas. Personas con sueños, aspiraciones, esperanzas y seres queridos. Gente como yo. Personas que se han convertido en una parte de la sociedad estadounidense y su forma de vida y que anhelan ayudar a hacer ‘América grande otra vez’ sin un muro construido por el odio y el prejuicio “.

En el transcurso de su discurso de casi nueve minutos, Martínez se refirió a algunas de sus otras luchas en la vida. “El 11 de julio hará exactamente seis años desde que me mudé a McKinney desde la Ciudad de México donde nací y crecí.”

Martínez, su hermana, y su madre viajaron a Texas desde México en 2010 y viven en un un apartamento de un dormitorio en McKinney, un suburbio de clase media en el norte de Dallas para huir y protegerse de un padre abusivo y alcohólico.  lla afirma que tuvo que renunciar a una parte de su infancia para ayudar a su hermana pequeña, ya que su madre, Deyanira Contreras, trabaja día y noche para apoyar a las niñas desde que viven en Texas.

Ella les dijo a los otros graduados de preparatoria de McKinney y sus familias que ella es una muchacha cuyo sueño era “un día convertirse en una estadounidense.”

NOTICIAS DE INMIGRACIÓN

Martínez concluyó su intervención diciendo que, si bien ella no es experta en la vida, es la prueba viviente de que “derrotar al sistema es posible “.

Antes de la ceremonia de graduación del viernes, sólo 10 personas en el Distrito Escolar Independiente de McKinney sabían que ella estaba viviendo ilegalmente en los EEUU, dijo a WFAA 8. La cadena de noticias de televisión local también informó que Larissa tiene un promedio de 4,95 y tomó 17 clases avanzadas mientras estaba en la escuela secundaria.