El multitudinario ahorcamiento del que acusan al gobierno sirio

Las muertes ocurrieron en la prisión de Saydnaya, reveló Amnistía Internacional

Guía de Regalos

El multitudinario ahorcamiento del que acusan al gobierno sirio
Amnistía Internacional produjo un video en el que describe los hechos en la prisión de Saydnaya.
Foto: amnesty.org

Entre 2011 y 2015, al menos 13,000 personas fueron ahorcadas en la prisión de Saydnaya, Siria, reveló Amnistía Internacional con base en una investigación dada a conocer esta semana.

“Todas las semanas, y a menudo dos veces a la semana, se sacó de sus celdas a grupos de hasta 50 personas para ahorcarlas. En cinco años fueron ahorcadas en secreto en esta prisión hasta 13,000 personas, en su mayoría civiles presuntamente contrarios al gobierno”, afirmó la organización.

En el reporte “Matadero humano: Ahorcamientos masivos y exterminio en la prisión siria de Saydnaya”, que fue dado a conocer esta semana, también se acusa que el gobierno tiene a los prisioneros en condiciones que violan los derechos humanos.

“Hay torturas reiteradas y la privación sistemática de alimentos, agua, medicinas y atención médica”, se expone en lo que considera una política de “exterminio” de rebeldes.

La organización califica las prácticas como “crímenes de guerra y crímenes de lesa humanidad (que) son autorizadas por las máximas instancias del gobierno sirio”, bajo el mando de Bachar al Asad.

“Los horrores expuestos en este informe revelan una campaña oculta y monstruosa autorizada por las máximas instancias del gobierno sirio, encaminada a aplastar cualquier forma de disidencia en la población siria”, expresó Lynn Maalouf, directora adjunta de investigación en la oficina regional de Beirut de Amnistía Internacional.

Aministía exige a las autoridades sirias que cesen las ejecuciones extradjudiciales y la tortura.

¿Y cómo se llegó a esa conclusión?

La investigación, indica la organización, se realizó durante un año, hasta diciembre de 2016 con entrevistas a 84 testigos, entre los que había exguardias, funcionarios, reclusos, jueces y abogados, así como expertos nacionales e internacionales en la privación de libertad en Siria.

“Los tienen [colgados] allí 10 o 15 minutos. Algunos no morían porque pesaban poco. En el caso de los jóvenes, su peso no los mataba. Los ayudantes de los funcionarios los bajaban y les rompían el cuello”, expresó uno de los testigos, un ex juez que presenció los ahorcamientos.

El grupo de defensa de los derechos humanos publicó también un video, que es una animación de la situación en la prisión siria.

Siria vive una guerra entre diversos grupos, que comenzó como parte de la oposición a gobiernos dictatoriales desde la llamada “Primavera Árabe” en 2010, pero que no ha logrado derrocar a Al Asad y sus aliados.

El conflicto se ha complicado, debido a grupos de musulmanes extremistas, lucha contra la cual el gobierno de Vladimir Putin ha sido clave.

El presidente sirio consideró que la situación en su país va por el camino que Siria y Rusia quieren, durante una reunión con una delegación de parlamentarios rusos en Damasco.

Además, destacó la importancia del papel ruso, no solo en Siria, sino también en la escena internacional “frente a los proyectos occidentales que tienen como objetivo imponer su hegemonía en países que se adhieren a la independencia, soberanía y a los intereses de sus pueblos”.

Con información de EFE