‘Trumpcare’ dejaría a millones sin seguro en Nueva York

Temen que la reforma sanitaria que debate el Senado tendrá un impacto devastador principalmente para las personas que dependen del Medicaid
Sigue a El Diario NY en Facebook
‘Trumpcare’ dejaría a millones sin seguro en Nueva York
Ciento de miles de neoyorquinos, especialmente aquellos que dependen del Medicaid, podrían perder su seguro de salud.
Foto: Archivo

Juana Álvarez, una inmigrante mexicana que reside en el condado de Queens, puede llevar a sus hijos al pediatra para que reciban cuidados médicos preventivos gracias a que tiene Medicaid, el programa de salud gubernamental para persona de bajos recursos.

La madre soltera indica que sus tres hijos, que son ciudadanos estadounidenses, se han beneficiado del Medicaid desde sus nacimientos y que ella también puedo obtener cobertura médica gracias al ‘Obamacare’, luego de regularizar su estatus migratorio.

“Por mucho tiempo yo no tenía seguro médico. A veces iba a las clínicas y los hospitales pero no siempre tenía los recursos para poder pagar una cita médica. Como muchas personas en mi comunidad sentía temor ir a una sala de emergencia por miedo de recibir una factura medica alta”, comenta Álvarez.

Pero, gracias a la ayuda de la organización ‘Se Hace Camino Nueva York’ (Make the Road New York), de la cual ella forma parte, la mexicana se enteró que podía calificar para obtener cobertura médica mediante los diferentes programas que ofrece el estado de Nueva York bajo la Ley de Cuidado de Salud Asequible (ACA).

“La verdad es que no sé qué haría si mi familia y yo no tuviéramos acceso a Medicaid y el Plan Esencial. Tener seguro médico me hacer sentir feliz y segura. Puedo ir al doctor y la farmacia sin preocuparme de cómo pagar, y tengo paz mental sabiendo que si nos ocurre cualquier emergencia tenemos cobertura”, afirma la mujer.

Sin embargo, esa felicidad y seguridad de Juana podrían durar poco. Ella y sus hijos se encuentran entre el numeroso grupo de neoyorquinos –algunas estimaciones hablan de hasta 2.7 millones– que están en peligro de perder su cobertura de salud de aprobarse la reforma sanitaria que debate actualmente el Senado y que busca reemplazar el ‘Obamacare’.

Según estimaciones dadas a conocer este martes por el Center for American Progress (CAP), que se basó en los datos revelados por el Congressional Budget Office (CBO), más de un millón de neoyorquinos podrían perder la cobertura de salud que obtienen a través del Medicaid de aprobase el ‘Better Care Reconciliation Act’ (BCRA), al cual muchos se refieren como ‘Trumpcare’.

Precisamente, para discutir el impacto que tendría la eliminación del ‘Obamacare’ entre los residentes del estado y la ciudad de Nueva York, la defensora pública de Nueva York, Letitia James, realizó una audiencia pública este martes en el Bajo Manhattan a la que asistieron diferentes organizaciones que proveen servicios de salud, activistas comunitarios, pacientes, consumidores y oficiales electos.

“El proyecto de ley republicano cambia el cuidado de la salud por recortes de impuestos y tendrá impactos profundos y devastadores en cientos de miles de neoyorquinos, despojando y negando la atención necesaria de aquellos que más lo necesitan. Este proyecto de ley es profundamente antiamericano y debemos continuar negándolo públicamente”, dijo James.

Una de las mayores preocupaciones en Nueva York es la posible eliminación o la reducción significativa de fondos federales para el Medicaid, que podrían alcanzar los 4 mil millones de dólares anuales.  Esto no permitiría continuar con la expansión de este programa estatal del cual dependen 6 millones de neoyorquinos y podría provocar la eliminación del nuevo programa Essential Plan (Plan Esencial), que ha permitido a 665,000 neoyorquinos vulnerables y de bajos recursos, como Juana Álvarez, obtener cobertura de salud asequible y de calidad para ellos y sus familias.

“La nueva ley –Trumpcare–, que están proponiendo, pondrá toda la seguridad que sentimos hoy en riesgo. Millones de personas, muchas como yo en mi comunidad, perderíamos acceso a Medicaid por todo los recortes a los fondos del programa”, dice Alvares.

El no tener seguro medico afectaria a nuestra salud y esto ponen en riesgo nuestros trabajos, nuestra estabilidad, y nuestras vidas”, agrega la hispana.

La inmigrante mexicana Juana Álvarez (Der.) y sus tres hijos, que residen en Queens, tienen seguro médico gracias al programa Medicaid.

Entre las organizaciones que asistieron a la audiencia pública y mostraron su preocupación ante la posible aprobación del Trumpcare y sus efectos negativos en personas con condiciones pre-existentes, con discapacidades, mujeres y ancianos, se encuentran Planned Parenthood of New York, AARP New York, New York State Nurses Association, Make the Road NY y la New York Immigration Coalition, entre otras.

Adicionalmente al impacto negativo que la nueva ley tendrá en el cuidado de salud de miles de neoyorquinos, también se estima que afectará la economía ya que provocaría la pérdida de 86,000  puestos de trabajo en la industria de los cuidados de salud en el estado de Nueva York.

Según estimaciones generales del CBO, unos 23 millones de estadounidenses perderán su cobertura médica en la próxima década debido al Trumpcare, mientras que la CAP pronostica la muerte de 217,000 personas en el mismo período.