5 hechos que revelan el “terremoto nacional” que vive Venezuela

La situación en Venezuela se vuelve más insostenible. Y así lo demostró otra jornada de crisis en el país
Sigue a El Diario NY en Facebook
5 hechos que revelan el “terremoto nacional” que vive Venezuela
Opositores arman barricadas en las calles en Caracas.

Un helicóptero que dispara en el centro de la capital, un palacio legislativo asediado, el presidente de la Asamblea Nacional agredido por un coronel, otras dos polémicas sentencias del Tribunal Supremo de Justicia y un jefe de Estado que defiende un eventual uso de las armas.

Las frenéticas horas que se vivieron la tarde del martes en Venezuela reflejan la situación de tensión y de “terremoto nacional” en que está sumido un país que acumula tres meses de protestas, casi 80 muertos y un futuro impredecible y peligroso.

“Todo lo que está pasando es parte de esa especie de terremoto nacional que está sucediendo”, dijo este miércoles en la radio el presidente de la Asamblea Nacional, el opositor Julio Borges.

Mientras el helicóptero que robó el policía Óscar Pérez disparaba contra las sedes del Ministerio del Interior y el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) y huía, pasaron otras cosas relevantes.

El propio Borges fue empujado por un coronel en la Asamblea Nacional, según se pudo ver en un video publicado en los medios locales y las redes sociales.

Ese mismo palacio legislativo estaba entonces rodeado de simpatizantes del gobierno que lanzaron cohetes hacia el patio interior.

El poder legislativo es el único en manos de la oposición tras su triunfo en las elecciones de diciembre de 2015, últimos comicios realizados en el país.

Desde entonces, el TSJ, siempre coincidente con el Ejecutivo, ha desconocido a la Asamblea, a la que considera en desacato.

El máximo tribunal encendió la mecha de las protestas hace casi tres meses con dos sentencias que le quitaban poderes a la Asamblea.

Nicolás Maduro
El presidente de Venezuela elevó el tono beligerante en la crisis de Venezuela. EFE

Las otras sentencias del TSJ

Y el martes por la noche, con el país centrado en el ataque del helicóptero, que no dejó heridos, hubo otras dos sentencias del TSJ: una concede a la Defensoría del Pueblo capacidad de acusar e investigar, quitándole el monopolio a la Fiscalía; y otra anula la designación de la vicefiscal, eventual sustituta de la actual fiscal general en caso de una destitución.

Son dos pasos que van en la dirección de minar el poder del Ministerio Público que dirige la fiscal general Luisa Ortega , el azote más crítico del oficialismo desde dentro del Estado.

La fiscal general, Luisa Ortega, se mostrado como una incómoda voz disidente para el gobierno.

Varios actores del oficialismo la han calificado de “traidora” e “indigna” y de fomentar la impunidad de los “actos terroristas de la derecha”.

El diputado oficialista Pedro Carreño reclamó al TSJ que evalúe el estado psicológico de la fiscal y presentó una petición para que se estudie una posible destitución.

En definitiva, Venezuela vive una compleja lucha de poderes combinada con enfrentamientos cuerpo a cuerpo que se traducen en amenazas, allanamientos, disparos, agresiones, detenciones, heridos y muertos desde hace casi tres meses.

La oposición acusa al gobierno de haberse convertido en una violenta dictadura militar. El gobierno cree que la oposición supone el avance del “nazifascismo”.

“Lo que no se pudo con los votos lo haríamos con las armas”

En las últimas horas, el presidente, Nicolás Maduro , les dijo a los simpatizantes que actúen en caso de que algo amenace su integridad física.

Afirma que la divisiva Asamblea Nacional Constituyente , que debe reformar el Estado y redactar una nueva Constitución y que ha sido criticada por la oposición y el chavismo disidente, es la garantía de la paz.

Sin embargo, el martes, poco antes del ataque del helicóptero, Maduro ahondó en el lenguaje beligerante.

“Si Venezuela fuera sumida en el caos y la violencia y fuera destruida la Revolución bolivariana, nosotros iríamos al combate, nosotros jamás nos rendiríamos y lo que no se pudo con los votos lo haríamos con las armas, liberaríamos nuestra patria con las armas”, dijo en un acto.

Los choques entre policías y manifestantes se han recrudecido en Venezuela. AFP

La oposición, sin discurso de condena claro y contundente ante el ataque del helicóptero, sí usó esas palabras para atacar a Maduro y para tratar de mostrar que el gobierno es una “dictadura violenta”.

El presidente aprovechó el ataque del helicóptero para insistir en que existe la “escalada golpista” de la que avisa desde hace tiempo. En 25 años, Venezuela ha sufrido tres intentos fallidos de golpe de Estado: dos en 1992 y uno en 2002.

“Insostenible”

En un momento en el que parece haber más distancia entre las dos partes, el expresidente del gobierno de España José Luis Rodríguez Zapatero viaja de nuevo a Caracas en sus esfuerzos de mediación entre los dos polos.

Sectores de ambos bandos hablan sin que pueda decirse aún que es un verdadero diálogo ni una negociación.

Muchos ven en una mesa de diálogo la solución para evitar un conflicto que escala y escala cada día que pasa desde hace tres meses.

La noche del lunes se registraron saqueos de numerosos comercios en la ciudad de Maracay.

Y mientras, los productores agrícolas agrupados en Fedeagro alertan de una caída en la producción que, unida a la menor capacidad del Estado para importar alimentos por falta de divisas, podría provocar un mayor desabastecimiento, más escasez y precios de alimentos aún más altos en la segunda mitad del año.

“Esta situación es insostenible”, resumió Borges sobre el estado en el que se encuentra Venezuela ahora mismo.