Pablo Carreño Busta, a cuartos por la vía del tie-break

El español superó al joven Shapovalov y acumula cuatro partidos del US Open sin ceder un set

Guía de Regalos

Pablo Carreño Busta, a cuartos por la vía del tie-break
Pablo Carreño Busta celebra un punto ante Shapovalov.
Foto: USTA / Darren Carroll

QUEENS, NY – El español Pablo Carreño Busta, 26 años, se clasificó para los cuartos de final del US Open tras vencer al joven canadiense Denis Shapovalov por 7-6, 7-6 y 7-6 en una lluviosa mañana de domingo en Flushing Meadows que obligó de nuevo a techar el estadio Arthur Ashe.

El choque, muy igualado, se decidió por detalles en los tie breaks, donde la mayor experiencia del asturiano, número 19 del mundo, fue clave. Carreño ya es el jugador de mejor ranking en su mitad del cuadro, en la que veremos un finalista inédito el próximo domingo. Hasta ahora, el español no ha perdido un solo set en los cuatro partidos disputados.

“Es increíble jugar en esta pista, es la primera vez que juego en el Arthur Ashe en un partido individual”, dijo el asturiano sobre la pista de tenis más grande del mundo nada más terminar el choque.

Leer más: Federer no encuentra rival en Feliciano López

El primer set arrancó con un Shapovalov muy agresivo y acertado, que pronto tomó la delantera y se apuntó breaks hasta llegar a dominar 5-2.

“Al principio estaba un poco nervioso, con miedo. Cuando me rompió el saque me dije: ‘Puedo ganar este partido, pero tengo que jugar muy agresivo, porque él juega muy bien'”, explicó el español.

Así, Carreño fue capaz de recuperar hasta forzar el desempate, en el que estuvo más tranquilo que el canadiense, a sus 18 años el jugador más joven en alcanzar esta ronda del US Open desde Michael Chang en 1989.

“Fue muy divertido ser parte de este ambiente en esta pista. Ha sido increíble estos días, sentir el apoyo de la gente. Ha sido una experiencia de las que te cambian la vida”, comentó Shapovalov en rueda de prensa.

Dejar escapar el tie break hizo mella en la revelación del tenis mundial de este verano y dio confianza a Carreño, que arrancó el segundo parcial jugando mejor. Pero cuando parecía que se lo llevaría con facilidad, Shapovalov se recuperó y forzó otro tie break. De nuevo, el español falló menos y se anotó también el segundo set.

Denis Shapovalov tiene un futuro espléndido por delante.
Denis Shapovalov tiene un futuro espléndido por delante.

Aún así, Shapovalov no estaba dispuesto a rendirse y arrancó el tercer set rompiendo el saque del español, que fue capaz de recuperar el break. Según avanzaba el parcial se comenzó a ver el mejor tenis, con intercambios rapidísimos y puntos que levantaron al público de sus asientos.

Como no podía ser de otra manera, el tercer set se definió también en la muerte súbita, en la que Shapovalov no fue rival y Carreño ganó con facilidad tras anotarse los primeros cuatro puntos al hilo.

“En los tie breaks jugué perfecto. Fue duro, tres sets, tres horas, tres tie breaks”, dijo Carreño.

“Pablo jugó un gran partido, muy fuerte mentalmente. Estuve arriba en el primer y tercer sets, tuve mis oportunidades”, apuntó el canadiense. “Hoy no jugué tan bien como en las semanas anteriores”.

Carreño, que hasta ahora ha tenido un cuadro sencillo porque es el primer jugador de la historia en enfrentar a cuatro tenista provenientes de las rondas previas en un torneo de Grand Slam, se verá las caras con el ganador entre el francés Lucas Pouille y el argentino Diego Schwartzman.

“Es anecdótico. Todos los jugadores en esta parte del cuadro son muy buenos”, comentó Carreño cuando le preguntaron si ya soñaba en la final al ser el de mejor ranking de su lado del cuadro. “Sólo pienso en el siguiente partido”.