Vinieron desde muy lejos para narrar el Super Bowl a todos los hispanos en EEUU

Édgar López y Rolando Cantú emprendieron caminos insospechados en sus carreras; ya están listos para el juego del domingo

Vinieron desde muy lejos para narrar el Super Bowl a todos los hispanos en EEUU
El US Bank Stadium está listo para el Super Bowl LII
Foto: EFE

MINNEAPOLIS, MN – Tomar parte del Super Bowl es un premio para los jugadores y entrenadores de los equipos que lo disputan. Lo es también para quienes tienen el privilegio de narrarlo para el público.

Édgar López y Rolando Cantú están en Minnesota para hacerse cargo, junto con René Giraldo, de la transmisión del domingo por Universo (6:30 pm Este/5:30 Centro/3:30 PT). Sus respectivos caminos al palco de transmisiones de un evento tan grande como este resultan insospechados.

Edgar López y Rolando Cantú narrarán el Super Bowl para Universo
Rolando Cantú (der.), un mexicano que jugó en la NFL, analizará el Super Bowl para Universo. / Foto: Rafael Cores, Impremedia

López, originario de Puerto Rico, trabajaba a finales de los 80’s como instructor físico en un YMCA en Chicago cuando recibió una llamada telefónica de una estación de radio local que transmitía los juegos de los Medias Blancas de las Grandes Ligas. La muerte del padre de uno de los cronistas había causado una vacante y a alguien se le ocurrió darle la oportunidad al boricua.

López le puso tanta emoción a su narración que al día siguiente le ofrecieron ser el cronista suplente. Tiempo después tuvo la oportunidad de trabajar con los Bulls de la NBA y ser testigo presencial de la dinastía de Michael Jordan, además de haber hecho transmisiones para las organizaciones de los Dallas Mavericks y Dallas Cowboys.

Sobre el duelo Patriots vs. Eagles, López se atreve a pronosticar que Filadelfia obtendrá la victoria.

“Todo mundo está escogiendo a los Patriots, es normal. Pero por alguna razón yo le quiero dar una oportunidad a Filadelfia”, dice el comentarista, quien estima que los jugadores de Nueva Inglaterra podrían cometer el error de subestimar al quarterback Nick Foles.

Edgar López, comentarista de Telemundo, narrará el Super Bowl LII
Édgar López, comentarista de Telemundo y Universo. Su carrera en los medios tuvo un inicio increíble. /NBC Universal

Pero eso sí, dice López, la defensa de los Eagles “debe de mantener la intensidad desde la patada inicial hasta que el reloj se ponga en cero. No puedes dormirte ni por cinco segundos con un mariscal de campo como Tom Brady”.

Mexicano en la historia

Rolando Cantú ya tiene un pequeño lugar en la historia de la NFL. El 1 de enero de 2006 se convirtió en el primer jugador nacido y criado en México, no pateador, en jugar un partido oficial. Lo hizo como liniero ofensivo con los Arizona Cardinals.

Una lesión de rodilla le impidió establecerse como jugador de la NFL, pero encontró oportunidades alternativas con los Cardinals, incluyendo un rol de comentarista en español del equipo.

“Tenemos buena química dentro y fuera del aire”, dice el hombre de 36 años nacido en Monterrey. “Para mí es un privilegio trabajar con esos dos grandes talentos (López y Giraldo) y realmente es un partido que se espera sea muy divertido”.

Cantú tiene gran facilidad de palabra y de análisis. Su experiencia como jugador le permite identificar detalles cruciales del juego que están ocurriendo en el campo y que no siempre son visibles para los aficionados.

“Yo puedo hablar todo el día de fútbol americano, realmente no lo veo como trabajo, sino como un ‘hobbie’ que se ha convertido en una manera de vivir”, admite.

Las claves

Al analizar el partido del domingo, Cantú dice que se le debe de poner atención al trabajo de la línea ofensiva de Filadelfia liderada por el centro Jason Kelce, que puede ayudar a establecer el ataque terrestre con los corredores Jay Ajayi y LeGarrette Blount.

“Estás jugando contra el mejor quarterback posiblemente de la historia y si no manejas el reloj y no controlas la pauta, olvídate”, apunta.

López opina que ha sido un error de algunos equipos que han enfrentado a los Patriots en postemporada, como Atlanta en el pasado Super Bowl, jugar defensa preventiva, es decir, enviando muchos jugadores a defender los pases y sacrificando la presión sobre el quarterback Brady.

“Él es como un lobo, te empieza a oler, entonces sabe que como que ya tienes miedo y ahí se crece”, dice López.

En este sentido, Cantú cree que será clave que el poderoso tackle defensivo de los Eagles, Fletcher Cox, domine la trinchera y ayude a que otros linieros defensivos puedan apresurar o golpear a Brady.

‘Un golpe, a la edad de Tom Brady, ya es un golpe que te va a cobrar factura”, dice Cantú, pero subraya: “En la preparación mental y el scouteo, no hay quien le gane a Brady”.

La patada inicial del Super Bowl LII se acerca. Los comentaristas del juego ya calientan.