Caixinha no ha sido la diferencia para un Cruz Azul que se hunde

Los refuerzos que el técnico portugués vendió como parte de un urgente cambio, tampoco han hecho nada relevante. La Máquina cayó 2-0 ante Necaxa

CDMX, México – El Cruz Azul de Pedro Caixinha se hunde en este Clausura 2018, ligó 2 derrotas y 4 partidos sin ganar, tras haber caído ayer como local 2-0 ante el Necaxa.

La Máquina sufre en el Estadio Azul, donde perdió el invicto y no gana por la Liga MX desde el pasado 18 de noviembre, en la última jornada del Apertura 2017; una racha que llega cuando el club vive su último torneo en ese inmueble.

Además, ya suma 4 cotejos sin ganar y sin anotar en casa, 386 minutos desde el tanto que Felipe Mora hizo ante Veracruz.

Precisamente el chileno fue el fiel reflejo de unos celestes que comienzan a caer en la desesperación, pues se la pasó reclamando durante el primer tiempo que disputó.

Los Rayos supieron pegar en los momentos adecuados, respondiéndole a su afición, que significó la mitad de los 18 mil 600 asistentes.

Al 13′, Dieter Villalpando metió disparo cruzado a segundo palo tras aprovechar un centro de Carlos González para pegar primero y luego, al 64′, el mismo González se encargó de empujar un balón tras un rechace de Jesús Corona, para apaciguar la reacción cementera.

Como si eso no fuera suficiente, el conjunto cementero había perdido al ‘Gullit’ Peña, al 45′, por una lesión en el tobillo derecho, cuya gravedad se conocerá tras realizarle pruebas.

Fue tan gris el cierre celeste y con una afición necaxista en éxtasis, que ni siquiera los abucheos hacia Cruz Azul retumbaron en el inmueble, a donde Cruz Azul deberá volver el próximo sábado para recibir al Puebla, tras pasar el miércoles por la casa de Rayados.

Falta ver qué hará Caixinha para que este equipo reaccione, porque ni siquiera haber exhibido a un jugador como Ángel Mena, el viernes pasado, fue suficiente para que los celestes, que suman apenas 6 puntos de 18 que han disputado, se mataran en la cancha.