Nueva York busca endurecer leyes contra la pornografía infantil

En los últimos tres años crecieron los delitos relacionados con la promoción de un acto sexual que involucraba a menor de 17 años
Nueva York busca endurecer leyes contra la pornografía infantil
El Internet permite que la pornografía infantil se propague de manera más fácil y rápida.

Conforme se expande y se hace más fácil el uso de internet gracias a las nuevas tecnologías, desafortunadamente también aumenta la capacidad de los depredadores sexuales para diseminar sus delitos contra los más vulnerables: los niños.

En el estado de Nueva York, por ejemplo, el número de arrestos por violaciones al código penal sobre actos sexuales realizados por menores y que incluye la producción, transferencia, publicación o circulación de pornografía infantil, ha ido en ascenso. Según datos de la División de Servicios de Justicia Penal, el número de arrestos relacionados a estos delitos pasó de 275 en 2016 a 355 en 2017.

Del total, la mayoría de los crímenes en los últimos tres años fue por promoción de un acto sexual de un menor de 17 años, con 160 casos registrados el año pasado frente a 109 en 2016 y 114 en 2015. La posesión de material de este tipo de actos sexuales infantiles fue el segundo tipo de arresto más común, con 91 casos en 2017, lo que representó una ligera caída de los 98 registrados en 2016, pero un aumento significativo en comparación con los 72 de 2015. La tercera ofensa más recurrente fue la promoción, con 45 arrestos en 2017. Este último número es menor a los 48 casos de 2015 pero considerablemente mayor a los 33 de 2016.

Elizabeth Cronin, directora de la Oficina de Servicios para Víctimas del estado (OVS), que provee indemnización a víctimas de crímenes, financia servicios para ellas y aboga por sus derechos, considera que la web ha facilitado la propagación de material pornográfico, que si antes era compartido por correo postal, ahora se esparce alrededor del mundo con extrema rapidez.

“Las víctimas son constantemente retraumatizadas porque saben que sus imágenes siguen allí, en internet”, sostuvo.“De cualquier forma es horrendo”,

Recientemente, el fiscal general del estado Eric T. Schneiderman se unió a un grupo bipartidista de 55 de sus colegas de otros estados y territorios del país, para instar a la Casa de Representantes en Washington a que apruebe el proyecto de Ley de Ayuda a Víctimas de Pornografía Infantil Amy, Vicky, y Andy, que facilitaría a las víctimas la obtención de una indemnización oportuna y significativa, un proceso actualmente engorroso para los abusados según la ley federal vigente. En enero, el proyecto fue aprobado de forma unánime por el Senado.

“El aumento de la pornografía infantil en internet ha resultado en una mayor victimización y tráfico para satisfacer la demanda de nuevas fotografías y video en vivo de violencia sexual contra niños cada vez más pequeños”, denunciaron los fiscales generales en su carta del 6 de marzo.

Un caso abominable

En uno de los casos recientes más repudiados, Milton Narváez, conocido también como Milton Gómez, fue hallado culpable a fines de noviembre de 98 cargos relacionados a abuso sexual infantil, incluyendo la violación continua de un niño que tuvo a su cuidado durante seis años.

El individuo, que fungía de niñero y guardián en una iglesia en Manhattan, no solo grabó muchos de sus abusos a los menores, sino que en algunos casos incluso usó esas imágenes para producir montajes de video y fotografías con efectos musicales. Narváez podría ser condenado de entre 25 años a cadena perpetua en prisión, por el delito más grave del que se le acusa: asalto sexual predatorio contra un niño.

En reconocimiento a la creciente vulnerabilidad de los menores que pueden caer presas de los depredadores en la red cibernética, en 2012, el gobernador Andrew Cuomo firmó una ley que extendió la legislación contra la pornografía infantil en el estado, que hasta ese entonces solo prohibía específicamente la posesión de este tipo de material. A partir de la nueva ley, Nueva York criminalizó también el acceso y la visualización de pornografía infantil en internet.

En julio de 2017, Cuomo anunció más de $4 millones para comprar equipo de grabación de video y contratar equipo especial calificado para los Centros de Defensoría Infantil en el estado, con el fin de mejorar los servicios a los niños víctimas de abuso físico y sexual. En 2016, la OVS ofreció indemnización a 4,667 niños víctimas de abuso, incluyendo pornografía.

Leyes más rigurosas

En su Presupuesto Ejecutivo este año, el Gobernador incluyó una propuesta para optimizar el proceso de investigación en casos de abuso sexual infantil en internet. Actualmente, cuando el Grupo de Trabajo para Delitos en Internet Contra Niños del Estado de Nueva York quiere actuar sobre una sospecha de ciertos delitos sexuales, la Policía estatal debe transmitir la investigación ya sea a una fiscalía o a una agencia federal con el poder administrativo de ordenar citaciones. Esto prolonga el proceso y socava la capacidad de la Policía para responder de manera efectiva a delitos en internet que se mueven con rapidez. Bajo la propuesta de Cuomo, la Superintendencia de la Policía Estatal tendría la autoridad para emitir citaciones administrativas, dándoles una importante herramienta para sus investigaciones.

“Al mejorar la eficiencia operativa de las investigaciones policiales, podemos proteger mejor a los niños de Nueva York antes de que se conviertan en víctimas”, señala el presupuesto Ejecutivo del gobernador.

Mientras las autoridades ajustan las leyes y regulaciones para cuidar a los niños, las víctimas, sobre todo las de menos recursos y sin importar su estatus migratorio, deben saber que cuentan con ayuda.

La OVS, que tiene personal multilingüe e intérpretes en tiempo real, brinda ayuda a víctimas menores de 18 años o adultos que fueron abusados cuando eran niños y que no cuentan con otro tipo de asistencia y han agotado primero recursos de seguro médico o indemnizaciones laborales.

En su sitio web, las víctimas tienen acceso a todo tipo de información de ayuda y pueden llenar un formulario para presentar su denuncia.

Entre los servicios que ofrece están cuidado médico, consejería para las víctimas y sus familiares, transporte para apariciones en corte y salarios perdidos para los padres que deban ausentarse de sus trabajos debido a la hospitalización de sus niños.

“Nuestros recursos son muy profundos”, aseguró Cronin, destacando que el estado de Nueva York “es único” en el sentido de que ningún otro estado ofrece ayuda de gastos médicos y de consejería sin límites hasta que la víctima lo necesita.

Otros recursos para víctimas:

La Oficina de Servicios para Niños y Familia del estado ofrece en su sitio web una abundancia de información sobre el abuso infantil, incluido sexual, y recursos para las víctimas. El material en la web, que también está disponible en español, incluye las señales a las que hay que estar atentos para identificar el abuso sexual y cómo denunciar un caso hasta un manual completo titulado Cómo Proteger a los Niños Contra el Abuso Sexual.

Safe Horizon, una organización que se dedica a fortalecer a víctimas de abuso, incluyendo sexual, ofrece apoyo en todos los idiomas. Las víctimas pueden llamar a su línea de ayuda 866-689-HELP (4357) que cuenta con personal para conversar con sobrevivientes o quienes los cuidan, para ofrecerles información sobre recursos en su comunidad y conectarlos con los programas y servicios de la organización, como su centro de consejería.

Para reportar un crimen, llamar a la línea de ayuda 877-474-KIDS (5437) del Grupo de Trabajo para Delitos en Internet Contra Niños del Estado de Nueva York.

Para hacer una denuncia: visitar el sitio web de la Policía Estatal de Nueva York o del Centro Nacional de Niños Perdidos o Explotados.