Nacho despertó hasta su propia furia con esta foto

"El nivel de crueldad que manejo no me alcanza para querer mofarme de la crisis"

Nacho Mendoza publicó una foto en sus redes sociales que despertó la furia de muchos de sus seguidores, y hasta la de él mismo que terminó enojado y contestando a quienes lo criticaron.

En la imagen que compartió en Instagram se le ve a ‘La Criatura’ instalado en su asiento en primera clase de un avión, rodeado de comida y bebida al tiempo que escribe: ‘Non Stop’.

View this post on Instagram

NON STOP. ✈️

A post shared by Nacho "Miguelito" Mendoza (@nacho) on

Luego de compartirla algunos de sus seguidores, y de los famosos ‘haters’ de las redes sociales, comenzaron a criticarlo diciéndole que cómo mientras en su país, Venezuela, no tenían ni para comer y la gente se moría de hambre o por falta de medicamentos, él hacía este tipo de ostentaciones.

Cansado de las críticas, el cantautor decidió contestarles. Hay que tener en cuenta la gran lucha de Nacho por Venezuela en donde lo hemos visto marchando en Caracas, comprometiendo su vida, e incluso hasta fue separado de su familia, que vive en Miami, cuando le negaron su pasaporte y tuve que irse, después de varios meses, por Colombia para poder llegar a su residencia.

Con una foto donde se los ve a él y a Chino durmiendo en el piso de un aeropuerto, Nacho contestó lo siguiente a quienes lo criticaron:

“Lectura para el abstencionismo: El nivel de crueldad que manejo no me alcanza para querer mofarme de la crisis. Sería incapaz de tomar fotografías o videos con la intención de promover una burla a las necesidades de otros. A veces, cuando voy a una piscina, pienso: ‘Qué injusto el mundo, de este lado contaminamos el agua con cloro para poder divertirnos con el exceso, y hay tantos lugares donde ni siquiera alcanza para cubrir la dosis diaria que pide el cuerpo de beber o para el aseo personal’, pero no por eso dejo de gozar un baño de piscina.

Cuando me llegan campañas de padres buscando el dinero para completar los gastos de la enfermedad de un hijo, pienso: ‘Somos tan vulnerables ante los designios de la vida y nada agradecidos con Dios por nuestras bendiciones. Ojalá mis niños comprendan temprano lo dichosos que son para que no abusen de sus privilegios ni se los tomen a la ligera’, pero pensar así no me ha hecho querer restarle comodidades a mis hijos.

Tengo algunos amigos huérfanos ¿Debería abstenerme de publicar momentos con mi madre? Compartir lo que tenemos con quien podamos y hacer todo lo que esté a nuestro alcance por brindarle felicidad al menos afortunado es la única tarea a cumplir (sin criticar al que no le de la gana de hacer la tarea), aceptando que hay gente con zapatos caros y otra que anda descalza, una en Ferrari y otra a pie, ¿quién dice que debemos cohibirnos de mostrar las cosas buenas que tenemos porque quizás le puedan estar faltando a otro? ¿No se puede disfrutar de nada nunca?

No me tomé la foto anterior para restregarle la comodidad del avión o la cantidad de comida a nadie; la foto me hace tener presente que antes de llegar a viajar de la manera en que viajo ahora, fueron muchos los pisos de aeropuertos que me sirvieron de cama para descansar entre viajes y en ese entonces pensaba: ‘Yo aquí esperando para montarme en un avión y tanta gente que le toca echarse el mismo viaje en autobús’.

P.D: Lo peor de las personas que critican no es su aferramiento a la posibilidad de destruirte; lo peor es que normalmente son egoístas que nunca han hecho nada positivo por nadie. Qué mezcla tan mala de doble moral y resentimiento”.

View this post on Instagram

Lectura para el abstencionismo: #El nivel de crueldad que manejo no me alcanza para querer mofarme de la crisis. Sería incapaz de tomar fotografías o videos con la intención de promover una burla a las necesidades de otros. A veces, cuando voy a una piscina, pienso: “Qué injusto el mundo, de este lado contaminamos el agua con cloro para poder divertirnos con el exceso y hay tantos lugares donde ni siquiera alcanza para cubrir la dosis diaria que pide el cuerpo de beber o para el aseo personal”, pero no por eso dejo de gozar un baño de piscina. Cuando me llegan campañas de padres buscando el dinero para completar los gastos de la enfermedad de un hijo, pienso: “Somos tan vulnerables ante los designios de la vida y nada agradecidos con Dios por nuestras bendiciones. Ojalá mis niños comprendan temprano lo dichosos que son para que no abusen de sus privilegios ni se los tomen a la ligera”, pero pensar así no me ha hecho querer restarle comodidades a mis hijos. Tengo algunos amigos huérfanos ¿Debería abstenerme de publicar momentos con mi madre? Compartir lo que tenemos con quien podamos y hacer todo lo que esté a nuestro alcance por brindarle felicidad al menos afortunado es la única tarea a cumplir (sin criticar al que no le de la gana de hacer la tarea), aceptando que hay gente con zapatos caros y otra que anda descalza, una en Ferrari y otra a pie, ¿quién dice que debemos cohibirnos de mostrar las cosas buenas que tenemos porque quizás le puedan estar faltando a otro? ¿No se puede disfrutar de nada nunca? No me tomé la foto anterior para restregarle la comodidad del avión o la cantidad de comida a nadie; la foto me hace tener presente que antes de llegar a viajar de la manera en que viajo ahora, fueron muchos los pisos de aeropuertos que me sirvieron de cama para descansar entre viajes y en ese entonces pensaba: “Yo aquí esperando para montarme en un avión y tanta gente que le toca echarse el mismo viaje en autobús”. P.D: Lo peor de las personas que critican no es su aferramiento a la posibilidad de destruirte; lo peor es que normalmente son egoístas que nunca han hecho nada positivo por nadie. Qué mezcla tan mala de doble moral y resentimiento.

A post shared by Nacho "Miguelito" Mendoza (@nacho) on

No tardaron en llegarle las muestras de apoyo tanto de sus fans, como de aquellos que entendieron el mensaje y el esfuerzo que ha hecho el cantante para llegar a donde está hoy, y así y todo no deja de trabajar.