Cuidadora de caballos hispana muere apuñalada por exnovio en Belmont Park

La víctima estaba cuidando a un caballo tras un entrenamiento en la pista de carreras de Nassau
Cuidadora de caballos hispana muere apuñalada por exnovio en Belmont Park
La víctima, de 51 años, trabajaba como moza de cuadra en la pista de carreras de Belmont Park
Foto: Archivo

Una cuidadora de caballos de Belmont Park murió apuñalada a manos de su exnovio mientras trabajaba en los establos, tras los entrenamientos, en la famosa pista de carreras del condado de Nassau. Los hechos sucedieron el domingo por la mañana, según fuentes policiales.

La víctima, identificada como Maria Larin de 51 años, estaba relajando al caballo de carreras en un cobertizo después de un entrenamiento alrededor de las 6:30 a.m. Fue entonces cuando su expareja José Franco-Martínez se acercó a ella, y supuestamente la apuñaló varias veces.

El caballo Our American Star, asustado, huyó al galope, alarmando al personal de seguridad de Belmont.

“La seguridad se sobresaltó porque el caballo estaba liberado en ese momento”, dijo el detective Stephen Fitzpatrick, jefe del Equipo de Homicidios del condado de Nassau, en declaraciones recogidas por el New York Post. “Entonces, cuando fueron a ver qué le pasaba al caballo… descubrieron a Larin con múltiples puñaladas”.

Franco-Martínez fue retenido en el establo por un grupo de mozos de cuadra y un agente de seguridad de la asociación New York Racing, que le tuvieron inmovilizado hasta que llegó la Policía.

Larin fue tratada por los servicios de emergencia, que la trasladaron a un hospital de la zona, pero no pudieron salvar su vida.

“Estamos de luto”, dijo Lolita Shivmangal, hija y asistente del entrenador Doodnauth Shivmangal. Larin trabajaba para Shivmangal enfriando a los caballos tras su entrenamiento.

“[Larin] era una gran persona y no se merecía lo que le ha pasado”, se lamentó Shivmingal.

Los detectives están trabajando para determinar qué llevó a Franco-Martínez a cometer el asesinato.

El presunto agresor, de 53 años, inicialmente había venido al país con Larin desde El Salvador. Se cree que pudo haber recibido una licencia de la Comisión de Juego de Nueva York, aunque este dato no está claro. Las autoridades comunicaron además que Franco-Martínez había trabajado anteriormente en la pista de carreras.

El hombre fue acusado de homicidio en segundo grado. Se espera que sea procesado este lunes en la Corte del Primer Distrito en Hempstead.