La verdad detrás de la foto de la niña migrante en portada de Time

Hay más de un relato en una imagen...
La verdad detrás de la foto de la niña migrante en portada de Time
La menor y su madre habrían recibido asilo en Estados Unidos tras ser detenidas.
Foto: John Moore / Getty Images

Detrás de una foto, pueden haber decenas de historias. Y, en ocasiones, el titular que encabeza un artículo y una imagen no es suficiente para abarcar el contexto.

Esto fue lo que pasó con la instantánea de una niña migrante que se convirtió en la portada de la revista Time.

La portada que ha sido compartida miles de veces por usuarios en redes como Facebook muestra a una menor llorando tras ser detenida junto a su madre por oficiales migratorios en McAllen, Texas, en la frontera sur el pasado 12 de junio. De frente, la pequeña se topa con el presidente Donald Trump.

La frase “Bienvenido a Estados Unidos” bajo un fondo rojo es lo único que acompaña la imagen.

Tomada por John Moore para la agencia Getty Images, la foto se convirtió en un símbolo de la crisis en la frontera por la separación de niños migrantes de sus padres.

La instantánea se popularizó en medio de la controversia por la política (ya revertida) de “tolerancia cero” bajo la que la administración Trump separó a unos 2,000 menores de sus padres en tres meses.

Pero faltaban datos para explicar esta historia.

Moore compartió en el portal Foto de la misma agencia de imagenes detalles del caso de esta menor y su madre y como dio con ellas.

“Durante el transcurso de mi visita fotografié a agentes persiguiendo inmigrantes a través de campos de caña de azúcar y observé inmigrantes cruzando desde México en balsa”, detalló el autor de la foto.

De acuerdo con su relato, la intención era captar imágenes de “agentes que custodiaban a muchas familias centroamericanas que habían llegado para buscar asilo político”.

“Solicité (acceso a la zona) hace un par de semanas, debido a la nueva normativa de ‘tolerancia cero’ de la administración Trump en la inmigración fronteriza”, explicó el ganador del Premio Pulitzer de fotografía.

Una de esas familias era la de la niña hondureña de 2 años y su madre. Ambas habían recorrido más 1,500 kilómetros en busca de asilo. “La madre me dijo que habían estado viajando durante un mes entero y estaban agotadas”, detalló. Las inmigrantes fueron detenidas como parte de un grupo de aproximadamente 20 personas, en su mayoría mujeres y niños, alrededor de las 11 p.m.

La foto captada que recorre el mundo corresponde al momento en que efectivos de la Patrulla Fronteriza cacheaban a la madre.

Los oficiales le dijeron a la adulta que dejara a la niña en el suelo mientras la registraban, y en ese momento, la menor comenzó a llorar.

Pero, aunque el caso de esta familia refleja la gravedad de la situación por la separación de las familias migrantes en la frontera, lo cierto es que ambas no están separadas.

Según dijo el padre de la pequeña a la agencia de noticias Reuters, que cuando ambas cruzaron la frontera supuestamente no fueron ubicadas en distintos lugares.

“Mi niña ha sido símbolo de esa situación de separación de los niños en la frontera de Estados Unidos. Ha tocado, tal vez, el corazón del presidente Trump”, dijo Denis Valera.

El hombre agregó que la madre de la menor Sandra Sánchez solicitó asilo y que supuestamente se lo otorgaron. La vicecanciller hondureña, Nelly Jerez, habría confirmado la versión del hombre, de acuerdo con el medio ABC.es

Sobre lo que sintió al ver a su hija en el foco publicó, dijo: “Le rompe el corazón a cualquiera (…) Triste con dolor por lo que ella estaba pasando en ese momento”.

Hoy Mismo, por su parte, reportó que la mujer nunca le dijo a Varela que se llevaría a la ni ña a EEUU, aunque si le había comentado sus planes de emigrar.

El hondureño se enteró cuando su otra hija lo llamó mientras trabajaba y le dijo que la mujer no había llegado a la casa.