Trump refuerza su rechazo a inmigrantes por reunión familiar y lotería de visas

El presidente afirma que el sistema migratorio sigue dejando entrar a delincuentes al país

Trump refuerza su rechazo a inmigrantes por reunión familiar y lotería de visas
El presidente Trump rechaza la inmigración por reunión familiar.
Foto: Joe Raedle/Getty Images

El presidente Donald Trump mantiene su rechazo a diversos tipos de inmigración a los Estados Unidos, al considerar que los extranjeros abusan del sistema estadounidense y muchos de ellos son criminales.

El discurso del mandatario no es nuevo, pero desde la semana pasada ha intensificado sus críticas camino a las elecciones de noviembre y en medio de presiones al Congreso para aprobar sus reformas y recursos a destinar a la vigilancia en la frontera con México y construir el muro.

“La lotería de visas… vamos a escoger de alguien de afuera. ¡Oh, querida, veamos quién puede ser! ¡Oh, aquí está! Él es convicto por cinco asesinatos”, expresó el mandatario mientras hacía la pantomima de observar un documento. “Dejémoslo entrar a nuestro país”.

El discurso del republicano fue celebrado por sus seguidores en el mitin del sábado en Ohio, donde agregó que el gobierno de EEUU hace “una locura” con asuntos migratorios y se refirió a lo que su Administración llama “inmigración en cadena”, la forma en referirse a la reunión familiar que establece la Ley de Inmigración y Nacionalidad (INA, en inglés).

“¿Qué tal lo de ‘inmigración en cadena’? Alguien puede venir aquí y traer a su madre, a su padre, a su tía a su tío 15 veces deportado, los trae a todos”, afirmó, haciedno ver que el sistema fuera sencillo para ello, aunque puede tardar años si un inmigrante patrocina a sus padres o hermanos.

Volvió a referirse a los inmigrantes como “animales”, en particular a los que cometen delitos.

“Dije el otro día… un hombre joven, un joven animal, creo que es mejor, quien mató a ocho personas”, expresó.

Desde el domingo de la semana pasada, el mandatario ha reforzado su retórica hacia inmigrantes, exigiendo a congresistas aprobar sus propuestas migratorias, incluso amagando con cerrar el gobierno si no acceden a sus peticiones.

El presidente Trump ha sido claso sobre sus exigencias: