Rap y ritmos afrocubanos se toman el Lincoln Center

Krudas Cubensi ofrecerá un concierto gratuitoen David Rubenstein Atrium del Lincoln Center que tendrá como invitada especial a la cantante dominicana Carolina Camacho

El binomio cubano compuesto por Olivia Prendes y Odaymara Cuesta encuentra en el rap la mejor forma de activismo en contra de problemáticas como la pobreza, homofobia, abuso de poder y la falta de igualdad.

Las artistas, que llevan poco más de dos décadas de trayectoria, se preparan para subir esta noche a uno de los escenarios más prestigiosos de la ciudad para ofrecer canciones sin censura y una fusión de ritmos con sabor caribeño.

Prendes y Cuesta, abanderadas de la comunidad LGBTQ, adelantan que traerán a Nueva York lo mejor del repertorio de la agrupación en una función gratuita que han titulado ‘Soy Caribeña!: Womxn’s Voices of the Caribbean’, que tendrá como escenario el David Rubenstein Atrium en el Lincoln Center. El concierto también contará con la participación especial de la cantante y compositora dominicana Carolina Camacho.

“Llevamos música para el espíritu y mucha energía al Lincoln Center. Hacemos con nuestras canciones crónicas de la realidad. Hablamos de negritud, de apropiación cultural y de racismo, entre otros temas, pero el público puede estar seguro de que lo haremos de una manera esperanzadora, lo nuestro es una revolución en tono positivo, porque queremos que salgan del concierto felices y con buena energía”, explica Odaymara Cuesta.

Carolina Camacho será invitada especial en el concierto./ Crédito: Pablo Cruz

Cuentan que la agrupación, que debutó en 1999 en el Festival Internacional de Hip Hop en Cuba, nació como un trío, junto a Wanda Kruda, inspirada en el movimiento urbano que primaba en Cuba durante la época. Pero la música no es la única pasión de Olivia Prendes y de Odaymara Cuesta, la labor creativa de ambas va más lejos, abarcando además teatro y poesía, entre otras formas de expresión.

“Desde que nos conocimos en 1996 sentimos una buena conexión, pudimos identificar mutuamente los talentos de cada una. Decimos lo que sentimos a través de diversas vías del arte, por eso hemos trabajado mucho en teatro y hacemos poesía.  Nuestras presentaciones combinan todas esas pasiones”, agrega Prendes.

De igual manera, las intérpretes de temas como ‘Todavía’, ‘Gorda’, ‘Mi cuerpo es mío’ y ‘Horizontalidad’ y que cuentan en su discografía con siete producciones, recuerdan a los artistas que sirvieron de inspiración para que se adentraran en el mundo del rap.

“Al comienzo escuchábamos mucho a Instinto, una agrupación de mujeres de rap, a la rapera Magia, del grupo Obsesión, a  Arianna Puello y claro, a artistas como Lauryn Hill y Tracy Chapman. A partir de todas estas influencias, comenzamos a definir nuestro propio estilo a crear música en Cuba hasta lograr la aceptación de una audiencia internacional”, agrega Cuesta.

El grupo también habla del momento en el que decidieron dar otro giro a la carrera de Krudas Cubensi en el 2006, cuando emigraron a Austin, Texas y sobre su experiencia como inmigrantes y de lo que añoran de su isla natal.

“Extrañamos a nuestra gente en Cuba, más que nada, pero todas estas vivencias que hemos tenido se reflejan en nuestra música y sin importar que cantemos en español o no, logramos sentir química con el público y eso nos llena de satisfacción, porque la música no tiene barreras y llega a todas las culturas es un lenguaje universal”, concluye, Prendes.