Toma vuelo el plan de modernización del aeropuerto JFK

Añadirán nuevas terminales más modernas al norte y sur del aeropuerto, que aumentará su volumen de pasajeros en 15 millones
Toma vuelo el plan de modernización del aeropuerto JFK
Terminal 8 del aeropuerto JFK
Foto: Michael Nagle / Getty Images

El gobernador Andrew Cuomo anunció este jueves una ampliación de los planes originales para la transformaciones del Aeropuerto Internacional John F. Kennedy (JFK) desde que se abriera en 1948. Con una inversión récord de $13 mil millones de dólares, se planea crear un aeropuerto moderno del siglo XXI, con dos nuevas terminales al norte y sur del aeropuerto.

Se espera que estas nuevas dos instalaciones aumenten el tráfico de pasajeros hasta en 15 millones al año. Actualmente, el volumen de pasajeros es de 59,345,421 al año.

Las dos nuevas terminales añadirán 4 millones de pies cuadrados a las instalaciones actuales que componen el JFK.

Cuomo expresó su visión de un aeropuerto “unificado e interconectado” con los mejores servicios para los pasajeros, opciones de transporte desde tierra y carreteras mejoradas.

Habrá que esperar hasta 2023 para ver en uso las primeras puertas de embarque y el proyecto, cuya financiación fue 90% privada, estará completamente finalizado en 2025.

Las nuevas instalaciones para pasajeros contarán con áreas de espera significativamente más grandes, techos altos, luz natural y arquitectura moderna, junto con espacios verdes interiores, exhibiciones, emblemáticos monumentos de Nueva York y artistas locales.

Habrá Wi-Fi gratuito y de alta velocidad y una gran cantidad de estaciones de carga en todas las terminales permitirán a los pasajeros mantenerse conectados. Habrá además decenas de nuevos restaurantes, bares y cafeterías con comida local e internacional.

Terminal sur

La nueva terminal sur, con una inversión de $7 mil millones y 2.9 millones de pies cuadrados, será desarrollada por la compañía Terminal One Group (un consorcio de aerolíneas que incluye a Lufthansa, Air France, Japan Airlines y Korean Air Lines). El plan sería reemplazar la terminal 1 (20 años de antigüedad), la 2 (56 años de antigüedad y ya obsoleta), así como usar el área que dejó vacante la demolición de la terminal 3 en 2014.

Cuando se complete, habrá disponibles 23 nuevas puertas de embarque internacionales, 22 de las cuales estarán diseñadas para acoger aeronaves grandes como Boeing 787 Dreamliner o Airbus A380, que pueden transportar hasta 500 pasajeros.

Terminal norte

Esta parte del proyecto de $3 mil millones de dólares y 1.2 millones de pies será desarrollada por JetBlue, que planea demoler la terminal 7 (48 años de antigüedad y ya obsoleta) y combinarla con el espacio vacante de la terminal 6 demolida en 2011. Crearán  un complejo internacional que conecte la actual terminal 5. La ocuparán la compañía JetBlue y otras aerolíneas asociadas a ésta. La Terminal 5 fue inaugurada en 2008 y es la más nueva de las seis terminales que tiene el JFK.

Esta nueva terminal tendrá 12 puertas de embarque internacionales que podrán también acoger aeronaves de gran tamaño.