Fiscal especial Robert Mueller envía al FBI denuncias falsas de abuso sexual

El fiscal especial que investiga el Rusiagate dice que a una mujer le ofrecieron dinero para fabricar reclamos de acoso sexual en su contra
Fiscal especial Robert Mueller envía al FBI denuncias falsas de abuso sexual
Robert Mueller lidera la investigación sobre el "Rusiagate".
Foto: Koichi Kamoshida/Getty Images / Getty Images

Un plan para pagar a mujeres para que hagan “declaraciones falsas” de abuso sexual contra el fiscal especial Robert Mueller, quien está a cargo de la investigación de la posible injerencia rusa en las elecciones de 2016, se ha enviado al FBI para su investigación, dijo la oficina de Mueller el martes.

“Cuando nos enteramos la semana pasada de las acusaciones de que a las mujeres se les ofreció dinero para hacer reclamos falsos sobre el Asesor Especial, inmediatamente remitimos el asunto al FBI para su investigación”, dijo Peter Carr, portavoz de la oficina del fiscal especial en un comunicado.

La oficina de Mueller confirmó que un grupo de periodistas les informó sobre el complot y una mujer no identificada les dijo que el activista del Partido Republicano Jack Burkman le había ofrecido $20,000 dólares “para hacer acusaciones de conducta sexual inapropiada y acoso en el lugar de trabajo contra Robert Mueller”, informó por primera vez The Atlantic.

La mujer les dijo a los reporteros que había trabajado para Mueller como asistente legal en el bufete de abogados Pillsbury, Madison y Sutro en 1974.

Burkman publicó en Twitter que revelaría a una víctima de agresión sexual de Robert Mueller el jueves: “Algunas noticias tristes. El jueves 1 de noviembre, en el Rosslyn Holiday Inn al mediodía, revelaremos el primer caso de las víctimas de agresión sexual del Asesor Especial Robert Mueller”, escribió Burkman en Twitter. “Aplaudo el coraje y la dignidad y la gracia y la fuerza de mi cliente”.

La mujer envió correos electrónicos a los reporteros con textos que afirman que Burkman “se ofreció a pagar todas mis deudas de tarjetas de crédito, además de traerme un cheque por $20,000 si yo hacía una cosa”.

“En un mayor esfuerzo por lograr que no molestara más, le pregunté qué demonios quería que hiciera. Dijo que no podíamos hablar sobre eso por teléfono, y me pidió que descargara una aplicación en mi teléfono llamada Signal, que dijo que era más segura “, dice la mujer en uno de los correos electrónicos obtenidos por The Atlantic.

“De mala gana, descargué la aplicación y me llamó a esa aplicación unos minutos más tarde. Dijo (y nunca olvidaré exactamente qué era) “Quiero que hagas acusaciones de conducta sexual inapropiada y acoso en el lugar de trabajo contra Robert Mueller, y quiero que firmes una declaración jurada a tal efecto”, dice la mujer que Burkman le pidió.

En su página de Facebook, Burkman afirma que está trabajando en las “desventuras sexuales de Bob Mueller, el abogado especial, y las desventuras alcohólicas de Bob Mueller, el abogado especial”. Continuó diciendo que está “muy cerca” de obtener una fuente independiente para hacer públicas las reclamaciones.

Jack Burkman, un conductor de radio conservador, es conocido por difundir falsas teorías de conspiración y escándalos.