Amazon cancela definitivamente plan para construir su sede en Long Island City, Queens

Fuerte oposición al proyecto llevó a la decisión

Activistas en Albany protestan contra el acuerdo con Amazon.
Activistas en Albany protestan contra el acuerdo con Amazon.
Foto: Suministrada

NUEVA YORK – Amazon dijo este jueves que canceló sus planes de construir una nueva sede de la empresa en Long Island City, Queens. La información se dio a conocer una semana después de que el gigante minorista dijera que estaba reconsiderando el proyecto.

Según Amazon, la decisión se debe a la oposición que han recibido desde que la zona fue seleccionada para construir el nuevo complejo.

“Luego de mucho pensamiento y deliberación decidimos no seguir con nuestros planes de construir la sede de Amazon en  Long Island City, Queens”, indicó la portavoz de la empresa, Jodi Seth.

La compañía dijo en un texto publicado en su blog corporativo que se requiere una positiva y colaborativa relación entre el Estado y las autoridades locales para llevar a cabo un plan como ése.

Amazon aseguró, sin embargo, que su equipo está profundamente agradecido con el gobernador del Estado, Andrew Cuomo; el alcalde Bill de Blasio y otros que apoyaron el plan.

La decisión habría sido resultado del fuerte rechazo político en Nueva York.

Hace una semana, ya había trascendido que la empresa estaba reconsiderando dejar sin efecto el plan.

El proyecto prometía la creación de al menos 25,000 puestos de trabajos en 10 años, según la Alcaldía,. Como parte de las negociaciones se decidió darle a la compañía $3,000 millones de dólares en incentivos económicos y créditos en impuestos por parte de la Ciudad y el Estado.

Gran parte de la oposición provenía del Concejo Municipal de Nueva York, donde se realizaron audiencias públicas para evaluar su impacto. Pero, también desde el Senado estatal hubo movimiento para impulsar la cancelación del acuerdo.

En diciembre pasado, en una manifestacion en las afueras del City Hall, defensores de trabajadores, y otros miembros de organizaciones comunitarias se unieron a empleados y exempleados de Amazon, para denunciar las supuestas condiciones antiobreras de la compañía.

“Trabajo 12 horas al día, seis días, a veces siete días a la semana para pagar mi renta”, dijo a El Diario José Morales, miembro de New York Communities for Change (NYCC). “En lugar de otorgar subsidios masivos a Amazon, el gobernador Cuomo y el alcalde de Blasio deberían hacer más para enfrentar la crisis de vivienda asequible en todo el estado”, sostuvo.

“Como empleado de un almacén, me vi obligado a trabajar de pie durante al menos 10 horas al día mientras escaneaba objetos, levantaba cajas, subía y bajaba escaleras sin descanso”, indicó, por su parte, Ibrahim Sangare, un extrabajador de Amazon. “Los abusos de trabajadores de Amazon deben detenerse”.

En esa movilización, también estuvieron presentes el contralor Scott Stringer, la expresidenta del Concejo Municipal y candidata a la Defensoría del Pueblo Melissa Mark Viverito, y los concejales Jimmy Van Bramer, Brad Lander, Ben Kallos y Jumaane Williams.