Cosmetólogos se forman en NY para detectar alertas de problemas de salud mental

Un plan integral del Departamento de Salud de Nueva York ha adiestrado a más de 120 mil monitores de primeros auxilios para personas con cuadros de ansiedad y depresión
Cosmetólogos se forman en NY para detectar alertas de problemas de salud mental
Departamento de Salud desarrolla plan de primeros auxilios en salud mental a estudiantes de cosmetologia y estilismo en la Escuela Parisiene Beauty en Queens.
Foto: Mariela Lombard / El Diario NY

Mauro Ortega es un ecuatoriano que estudia cosmetología en una escuela en el vecindario de Woodside en Queens, además de las técnicas de cómo mejorar la estética facial, también ha tenido una aproximación, a cómo detectar banderas de alerta si uno de sus clientes, está al borde del suicidio o requiere ayuda porque está abusando de sustancias, como los opiodes.

Este inmigrante, forma parte de una iniciativa del Departamento de Salud e Higiene Mental de Nueva York (DOHMH), que desde el 2015, tiene como norte formar a 250 mil personas en técnicas de primeros auxilios para identificar, comprender y responder a los signos de problemas de salud mental de la población.

“Culturalmente se reconocen a las peluqueras, los barberos y los cosmetólogos como una fuente de cercanía a la comunidad. La gente siente confianza y establece una relación personal con ellos. Tienden a desahogarse, compartir penas y situaciones importantes en su vida”, explicó Rafael Pabón, líder de los entrenadores del Mental Health First Aid (MHFA) del Departamento de Salud de Nueva York.

El proyecto de doble certificación de cosmetología y primeros auxilios para la salud mental, es un esfuerzo conjunto entre la División de Equidad de la Salud y Salud Mental de DOHMH  y la Escuela de Belleza Parisiene, un centro técnico que tiene 10 años de servicio en Queens, dirigido a la comunidad hispana.

Y es que este abordaje, que en este caso, tiene como segmento a la población latina, no es casual. De acuerdo con estudios detallados en el Community Health 2017, la comunidad hispana en la Gran Manzana, enfrenta un acceso desigual a la atención de salud mental, en comparación con los blancos.

Los hispanos reportan tasas de depresión más altas (12%) que los neoyorquinos blancos (8%). Sin embargo, los neoyorquinos blancos que sufrían de depresión, por citar solo un trastorno,  tienen más probabilidades de recibir tratamiento.

“Esta comunidad tiene otros factores que puede afectar su salud mental. Dejar su país de origen, integrarse a una cultura distinta, enfrentar el complicado tema de la legalización, tener varios trabajos para poder subsistir en esta ciudad y pagar las altas rentas. Está comprobado que en los latinos existe una alta tasa de depresión. Lo contradictorio, es que tienden a no buscar ayuda”, agregó Pabón.

El DOHMH se ha trazado masificar este entrenamiento para lograr que el 3% de la población de la ciudad esté capacitada en técnicas que les permitan identificar los síntomas y signos de problemas de salud mental, en los 5 condados.

“Somos una ciudad con una riqueza cultural incomparable. Y es precisamente ese elemento que nos motiva a iniciar estrategias, que nos ayuden a entender las variaciones dentro de los grupos, con la idea de mejorar la salud y fomentar la justicia social, a nivel de vecindarios”, explicó Martha Hernández, quien forma parte del proyecto Tailored Engagement of Latinos (TEL Project).

Solo identificar, no diagnosticar

Los participantes de este programa  aprenden cómo detectar signos de alerta del trastorno bipolar, ansiedad, depresión, cuadros psicóticos, ataques de pánico, suicidio y el uso de sustancias.

Claudia Garzón, es una colombiana que forma parte del grupo de 70 futuros cosmetólogos que además estarán certificados en entrenamiento de primeros auxilios para salud mental, admite que cuando se va a un centro de estética o a una peluquería, es también una excusa para hablar con alguien, especialmente en esta ciudad en donde en muchos casos, reina la soledad.

Claudia Garzón: Adquirimos herramientas para poder ayudar a detectar problemas emocionales

“Esta formación me ha dado señales para aprender a identificar cuando una persona, por lo menos tiene un problema. Nos ayuda a explorar. Lo he vivido no con clientes, sino con familiares. Uno se siente mejor cuando sabe, que por lo menos, le puede indicar a alguien que necesita ayuda”, comentó

Los promotores de esta iniciativa subrayan que el plan no capacita, en lo absoluto para dar tratamiento ni hacer diagnóstico, pero si los pone en una posición de identificar y sugerir la búsqueda de ayuda profesional.

.“La idea de nuestros cursos es que los participantes sean capaces luego de identificar algunos síntomas y sean un componente activo para que la persona sea atendida, por un profesional que puede ser un psicólogo o un psiquiatra”, acotó Rafael Pabón de MHFA.

Carmen Ledezma, fundadora de Parisien, coincide con el enfoque de que los salones de belleza y estética son espacios en donde los clientes encuentran oportunidades para desahogar sus tristezas y sus alegrías.

“Obviamente si estás preparando a una novia, ella está feliz, pero también recibimos muchas veces a enfermos de cáncer que están muy deprimidos. Para nuestra escuela contar, por primera vez, con entrenamiento en esta área es una experiencia que nos engrandece, porque además estaremos atendiendo la condición mental de nuestros alumnos que son centenares”, destacó la instructora de comestología.

Concluyó Pabón que está convencido que ningún plan de este tipo en la historia ha logrado adiestrar a 120 mil personas en tan corto tiempo, además con las particularidades que tiene esta ciudad. Hemos logrado por la composición de los adiestradores multiculturales llegar sin barreras a los vecindarios de Queens y Bronx”.

En cifras:

10,000 latinos es la meta que el DOHMH de la Ciudad se ha planteado entrenar en el 2019.

40% de las adolescentes de origen hispano es escuelas secundarias han reportado signos de depresión y desesperanza.

12% de las madres en Nueva York muestran signos de depresión postparto.

8% de los adultos neoyorquinos tienen experiencias o síntomas de depresión cada año.

El Departamento de Salud de Nueva York en el marco del programa ThriveNYC adelanta otras muchas iniciativas de atención y de prevención de trastornos mentales.

Busque ayuda!

  • La línea de ayuda NYC Well es el medio por el que puede obtener una atención confidencial y gratuita de su salud mental.
  • Marque al 1-888-6929355  y tenga acceso a los servicios de ayuda que presta la ciudad, a través del Departamento de Salud de Nueva York, los cuales incluyen la asistencia de consejeros y especialistas que brindan asesoramiento e información sobre crisis de salud mental, y ofrecen referencias a servicios continuos, independientemente de que la persona tenga o no seguro médico y de su estatus migratorio.
  • Ofrece servicios en más de 200 idiomas, las 24 horas del día, los 365 días del año.

Otras líneas

  • NY Connects: 1-800-342-9871. Sirve a personas de todas las edades que buscan asistencia para obtener información sobre y para acceder a servicios y apoyos a largo plazo (LTSS), independientemente de la fuente del pagador.
  • HOPELine del estado de Nueva York: 1-877-HOPENY (1-877-846-7369). Ofrece ayuda gratuita, anónima y confidencial las 24 horas del día, los 365 días del año para el alcoholismo, el abuso de drogas y adicciones al juego.
  • Línea de prevención de suicidio 1-800-273-TALK (8255) o TTY: 1-800-799-4889Otras organizaciones sin fines de lucro también pueden ser un opción:
  • Puerto Rican Family Institute: Tienen clínicas de salud mental en Manhattan, Brooklyn y El Bronx. Teléfono: (212)924-6320.
  • Communilife: Ayudan con atención de salud mental y vivienda, incluyendo con programas específicos para el adulto mayor. (718) 364-7700
  • Coalition of Hispanic Families: Ofrecen servicios para niños y familias. (718) 497-6090.

Capacitación gratuita

La capacitación gratuita de ocho horas para primeros auxilios en salud mental, está disponible para todos los neoyorquinos como parte de la iniciativa ThriveNYC, estrategia que ha incluido en los últimos tres años a líderes religiosos de múltiples congregaciones , líderes comunitarios, escuelas y hospitales.
Los cursos están disponibles en inglés, español y mandarín. Para mayor información escriba a mhfa@health.nyc.gov o visite el web https://www1.nyc.gov/site/doh/health/health-topics/mental-health-first-aid.page.