ICE y el aeropuerto en California que ayudó a deportar a miles de inmigrantes

ICE habría violado las políticas santuario de Oakland
ICE y el aeropuerto en California que ayudó a deportar a miles de inmigrantes
Más de 1,000 vuelos de ICE salieron del Aeropuerto Internacional de Oakland
Foto: Getty Images

Más de un total de 1000 vuelos contratados por ICE salieron del Aeropuerto Internacional de Oakland en los que se expulsaron y trasladaron miles de inmigrantes entre 2010 y 2018.

Según reporta el Mercury News la operación de ICE Air transportó a casi 43,000 inmigrantes dentro y fuera de Oakland durante ese período. Casi 27,000 fueron deportados, mientras los otros 16,000 fueron transferidos a otros centros de reclusión para inmigrantes en EEUU.

Llama la atención en el reporte que ICE transportó a 1,111 inmigrantes a través del aeropuerto de Oakland en los siete meses posteriores a que la alcaldesa de Oakland, Libby Schaaf, fue castigada por el presidente Donald Trump y el entonces director de ICE, Thomas Homan, por advertir al público sobre las redadas de ICE que se planeaban en la ciudad.

Luego de que medios locales indagaran la versión oficial de la ciudad, tanto funcionarios de Oakland como del aeropuerto no confirmaron sobre el conocimiento de esos vuelos.

Por su parte el portavoz de ICE, Paul Prince, dijo al Grupo de Noticias del Área de la Bahía que ICE dejó de alquilar vuelos desde Oakland en octubre del año pasado, aunque se negó a dar más detalles.

Si bien el Puerto de Oakland, que supervisa el aeropuerto, no cobró tarifas a ICE, es difícil decir si generó dinero indirectamente a partir de la operación. Los vuelos chárter son administrados y atendidos por compañías privadas, que arriendan pistas del aeropuerto.

Alex Katz, portavoz del Abogado de la Ciudad de Oakland dijó en un comunidado al Mercury News que sus oficinas estaban “investigando” si ICE Air había violado la política de la ciudad de no cooperar con las operaciones de inmigración.

Hay que recordar que Oakland se declaró una “ciudad santuario” en noviembre de 2016, cuando renovó su política de “Ciudad de refugio” de 1986.

Al sancionarse esta ley se prohibió a cualquier departamento de la ciudad, incluido el departamento de policía, cooperar con la aplicación de las leyes federales de inmigración civil, y prohibió el dinero, los recursos o el personal de la ciudad para “investigar, cuestionar, detectar o detener a” personas cuyo único delito sospechoso era Estar en el país ilegalmente.

En enero de 2018, la ciudad también prohibió a la policía cooperar con ICE en operaciones criminales y afirmó que “ningún recurso de la Ciudad de Oakland” iría a ninguna acción de ICE.