Promueven programa de becas y ahorro universitario desde primeros grados

La iniciativa NYC Kids RISE, que entrega dinero a niños de kínder y primer grado de Queens, impulsa planes para planear con tiempo la educación superior de los estudiantes
Promueven programa de becas y ahorro universitario desde primeros grados
Madre dominicana, Luisana Santana con sus hijas, Margaret y Eleanor. Programa NYC Kids RISE Save for College Carolina Valencia y Murray Abeles y madre dominicana, Luisana Santana hablan sobre los beneficios de la iniciativa.
Foto: Mariela Lombard / El Diario NY

Luisana Santana tiene dos niñas de 7 años, y aunque sabe que todavía falta mucho para que crezcan, confiesa que una de sus grandes preocupaciones es el futuro educativo de las pequeñas, pues entiende que si sus hijas se preparan bien y van a la universidad, podrán tener mejores opciones en la vida.

Y aunque afirma que como buena latina, solía caer en el error de gastar más de lo que tenía, en los últimos años la dominicana aprendió que si desea ver a Margaret y Eleanor cursando estudios superiores cuando terminen su secundaria, tiene que ahorrar desde ya y empezar a “engordar la alcancía”.

Por ello la madre, quien trabaja en una iglesia de Astoria, se sumó al programa NYC Kids RISE Save for College, creado en el 2016, que promueve un plan de becas y ahorros entre estudiantes de los primeros grados escolares, a fin de preparar mejor el futuro y cambiar la mentalidad en las comunidades.

La iniciativa, que ha otorgado ya $1 millón de dólares, combina un programa de becas y uno de ahorros para la universidad. A través de la llamada beca NYC, las familias con niños en grados kínder y primero reciben automáticamente una cuenta de banco con $100 dólares, invertida en el NY 529 Direct Plan, que incluye incentivos para aumentar los fondos a lo largo de los años. La iniciativa promueve además una cuenta de ahorros, que es opcional, y que pretende incentivar a las familias a que tengan su propio plan a través del banco.

“Nosotros los latinos somos de los que tenemos tres dólares y gastamos cuatro, y a veces no pensamos en el futuro, pero con este programa aprendemos que podemos tomar acciones desde que los niños están pequeños y que tenemos que dejar de pensar que nuestros hijos no van a poder ir a la universidad o que nos toca siempre estar en la cola”, comentó la madre soltera, una de las beneficiarias del programa, que por ahora está disponible en en 38 escuelas del distrito 30 de Queens, y que ha beneficiado a 6,400 niños.

“Es importante que los motivemos para que tengan una profesión y sientan seguridad, pero como padres tenemos que hacer nuestra parte, cambiando esa mentalidad de que ‘no se puede’, y aprovechar programas como este, porque aunque ahora mismo uno no lo ve y puede parecer que es muy poco dinero lo que dan, a largo plazo va creciendo”, recalcó Santana.

“Engordar la marranita del ahorro”

Murray Abeles, director administrativo de Finanzas de NYC Kids RISE, explica que “engordar la marranita del ahorro” es determinante, pues estudios comprueban que los niños que tienen una cuenta tienen más posibilidades de terminar sus estudios, por lo que destacó como una clave fundamental la labor que hace su organización.

Programa NYC Kids RISE Save for College Carolina Valencia (izq.) y Murray Abeles (derecha) hablan sobre los beneficios de la iniciativa.

“No solamente se trata de que los niños ya tienen $100 dólares, sino que la idea es que ese valor vaya creciendo con los años y además que las familias puedan ahorrar lo que puedan, porque así parezca poco va a ser mucho”, dijo el profesional, hijo de padres inmigrantes colombianos, quien agregó ser ejemplo de que cuando los padres impulsan a sus hijos, así no haya muchos recursos, la universidad puede ser una realidad.

Abeles agregó que si las familias que se suman a la iniciativa abren su propia cuenta de ahorros, y ahorran hasta $100 allí, NYC Kids RISE iguala estos fondos hasta en $100 en la cuenta de beca, y destacó que aunque el programa es nuevo, ha contado con el apoyo de organizaciones de la comunidad, como iglesias y compañías como Seamless, que han reunido más fondos y recursos a los estudiantes.

Pero más allá del ahorro en sí, el vocero de la iniciativa advirtió que lo más importante es cambiar la mentalidad en las comunidades para que desde muy niños los estudiantes sepan la importancia del manejo financiero y de pensar en el futuro.

“Muchas familias ven la idea de que sus hijos puedan estudiar en la universidad como algo lejano, pero con estas iniciativas estamos tratando de poner nuestro granito de arena para que piensen diferente y sabemos que en unos años, cuando estos niños de kínder y de primero de hoy ya estén en grado 12, van a poder tener mayores opciones de vidas más exitosas”, destacó Abeles.

La educación financiera es vital

El experto advirtió además que parte vital del programa es la educación financiera que junto al Departamento de Educación de la Ciudad (DOE) se está impartiendo entre los niños desde grados inferiores, y aunque reconoció que la Ciudad todavía no está haciendo aportes directos de dinero a los niños que están bajo el programa, ha prestado una ayuda enorme.

Sobre el tipo de recursos que ofrece, precisamente el DOE explicó que ese organismo brinda apoyo al programa, a través del trabajo de personal de la oficina del Distrito 30 y agentes de las escuelas.

Madre dominicana, Luisana Santana con sus hijas, Margaret y Eleanor.
Programa NYC Kids RISE Save for College Carolina Valencia y Murray Abeles y madre dominicana, Luisana Santana hablan sobre los beneficios de la iniciativa.

“Estamos comprometidos a expandir el acceso a la universidad y las carreras para nuestros estudiantes latinos, y NYC Kids RISE nos está ayudando a lograrlo, incluso haciendo que los niños y las familias piensen en la universidad desde una edad temprana”, aseguró Mariano Guzmán, asesor principal del DOE, al referirse al programa. “Agradecemos a NYC Kids RISE y al Distrito 30 por su asociación para ayudarnos a avanzar en la equidad ahora”.

María Rodríguez, quien tiene un niño de 9 años en tercer grado en una escuela de Astoria, se enteró de la iniciativa y aunque su hijo no califica por no estar en primero ni segundo grado, la aplaudió y pidió a la Ciudad que invierta más dinero en ese tipo de planes para que niños como el suyo tengan más opciones.

“Me gustaría que Nueva York se meta más la mano al bolsillo y de dinero a esas cuentas de ahorro y demuestre que su ayuda no solo es de palabra sino con dolaritos que son con los que al final uno va a tener que pagar la universidad de los niños”, dijo la madre colombiana.

Y mientras Eleanor y Margaret, las hijas de Luisana Santana terminan sus estudios y llega el día de abrir la alcancía y mandarlas a la universidad, la madre dominicana dice con mucha gracia que le va a tocar trabajar muy duro, porque una de ellas quiere ser una profesional ecuestre.

Murray Abeles y Carolina Valencia.
Programa NYC Kids RISE Save for College Carolina Valencia y Murray Abeles y madre dominicana, Luisana Santana hablan sobre los beneficios de la iniciativa.

“Va a salir caro, porque primero tengo que comprarle el caballo, pero creo que si nos proponemos las cosas y las planeamos bien, todos los padres latinos podremos hacer que nuestros niños vayan a la universidad… ahora mismo cada una de mis hijas tiene 5 dólares ahorrados, y aunque los quieren gastar ya, les enseño que si queremos ver los frutos, hay que guardar el dinerito y saberlo usar”, concluye la madre.

Detalles del programa NYC Kids RISE

  • El NYC Kids RISE Save for College Program es un programa de becas y ahorros para la universidad.
  • A través de la beca NYC, la familias con niños en grados kínder y primero reciben automáticamente una cuenta de banco con $100 dólares, invertida en el NY 529 Direct Plan, que incluye incentivos para aumentar los fondos.
  • El programa ha hecho asociaciones con organizaciones de la comunidad, iglesias y compañías como Seamless, que apoyan con recursos a los estudiantes.
  • La iniciativa promueve además una cuenta de ahorros, que es opcional, y que pretende incentivar a las familias a que tengan su propio plan a través del banco Amalgamated Bank.
  • Si un familiar de los niños abre una cuenta de ahorros con las dos opciones el estudiante recibe $25 más en la cuenta de beca.
    Si la familia ahorra hasta $100 en su propia cuenta, NYC Kids RISE da hasta $100 más en la cuenta de beca.
  • El programa incorpora educación financiera en las clases de los estudiantes en kínder, primero y ahora también en segundo grado.

Datos del plan:

  • $1 millón de dólares se ha invertido en las cuentas de becas de los estudiantes.
  • 6,400 niños se han beneficiado del programa.
  • 38 escuelas de Queens están en el programa.
  • $100 dólares es el monto que los niños reciben al sumarse al plan.
  • Más de 100 eventos de educación financiera y actividades para familias y estudiantes en las escuelas han sido promovidos hasta ahora.
  • Estudiantes de kínder y primer grado inicialmente son los beneficiados.
  • Distrito 30 de Queens por ahora tiene el programa que se espera expandir a toda la ciudad.
  • Astoria, Ditmars, East Elmhurst, Hunters Point, Jackson Heights, Long Island City, Sunnyside y Woodside son los vecindarios beneficiados.

Dónde obtener información sobre el programa:

  • Cualquier familia que tenga un niño entrando a kínder, primero o segundo grado a una escuela pública del Distrito 30 de Queens en septiembre próximo, será automáticamente inscrita en el programa con una cuenta de Beca con $100.
  • Familias interesadas en conocer más pueden llamar al (833)-543-7473.
  • También pueden visitar la página nyckidsrise.org, o contactar a la escuela del niño directamente.
  • La información está disponible en español.
  • También pueden visitar las redes sociales del programa en: facebook.com/nyckidsrise y @nyckidsrise en instagram y Twitter.