Los crímenes de odio continúan en aumento en la ciudad de Nueva York

El incremento en lo que va del año es del 41%, según el último reporte del NYPD

NUEVA YORK.- Los crímenes de odio mantienen una tendencia sostenida de ascenso en la ciudad de Nueva York, de acuerdo al reporte mensual presentado este miércoles por el Departamento de Policía (NYPD). En lo que va del año, con corte al primero de septiembre, se registraron 290 delitos de este tipo, comparados con los 205, es decir 85 casos más a la misma altura del 2018, lo que representan un incremento del 41 por ciento.

En general, los llamados crímenes de odio, son agresiones motivadas por la raza, religión o condición sexual de los individuos afectados. En el primer segmento -o por raza- los ataques anti judíos en toda la ciudad aumentaron particularmente los últimos 3 meses del verano, en comparación con el mismo período en 2018, según muestran las estadísticas del NYPD. Mientras todas las categorías de delitos de odio en los cinco condados aumentaron un 67 por ciento, incluyendo los que tienen como blanco las agresiones contra la comunidad LGBT, los afroamericanos y los hispanos.

En agosto, fueron reportados 152 ataques antisemitas, 59 casos más que en el mismo mes del año pasado, lo que representa un aumento del 63 por ciento. El número de arrestos que hizo el NYPD por estas agresiones subió de 35 a 42, o un incremento del 25 por ciento.

En cuanto a los ataques contra afroamericanos, en agosto se reportaron 29 casos, 3 más que el mismo mes del año pasado, un incremento del 12 por ciento, mientras que las agresiones contra los hispanos se reportaron 5 casos, en comparación con 2 el agosto de 2018, para arrojar un aumento de 150 por ciento. En todo caso un  leve descenso en comparación con los cuatro primeros meses de 2019 en que las agresiones a latinos se multiplicaron por cuatro, relación con el mismo periodo del año pasado.

En contraste, las agresiones contra la comunidad musulmana experimentaron una disminución en agosto, se reportaron 10 casos a diferencia de los 14 que se registraron  el mismo mes del año pasado, una reducción del 29 por ciento.

Mientras tanto, los ataques homofóbicos o motivados por orientación sexual tuvieron un alza, en agosto se reportaron 34 casos, frente a 31 el año pasado o un incremento del 10 por ciento.

Puntos clave de la reducción de delitos

El reporte del NYPD destaca la reducción de los diferentes tipos de delitos en la ciudad de Nueva York, en lo que lo que del 2019. En agosto hubo 2,000 denuncias menos o una reducción del 4 por ciento, no obstante la Uniformada reconoció que continúa abordando la violencia y el aumento de tiroteos a través de vigilancia policial y otros despliegues de precisión dirigidos a eliminar las armas de fuego, mediante acciones coordinadas con los fiscales distritales.

“Los oficiales de policía de la ciudad de Nueva York continúan ganando su título como los mejores del mundo. Gracias a su arduo trabajo y la confianza con la que continúan construyendo la comunidad a la que sirven, el crimen ha disminuido este mes. Eso significa que más personas se mantuvieron a salvo, más familias permanecen completas, y la ciudad de Nueva York sigue siendo la ciudad más segura de Estados Unidos”, dijo Alcalde Bill de Blasio.

Del desglose general de las estadísticas de delitos se advierte una reducción de 2.1 por ciento en el índice de delitos en agosto de 2019 (8,775) en comparación con agosto de 2018 (8,963).

Los 31 asesinatos en agosto de 2019 representan un aumento del 6.9 por ciento en comparación con los 29 de agosto de 2018. Año hasta la fecha, el número de asesinato se redujo al 3.8 por ciento.

El informe defiende una reducción en las categorías principales de delitos en lo que va de año, con excepción de los asaltos que vieron un aumento del 0.2 por ciento.

En cuanto a los delitos o infracciones de tránsito, se reportaron 205 incidentes, una reducción del 11.3 por ciento en agosto de este año en relación con los 231 casos reportados en agosto de 2018.

 “La ciudad de Nueva York continúa viendo reducciones del crimen, y eso se debe a la dedicación, profesionalismo y trabajo duro de los miembros de la policía de Nueva York en asociación con las comunidades a las que sirven”, dijo el comisionado de policía James P. O’Neill. “Juntos estamos enfocados en el crimen violento, y eso nos coloca en una posición donde podemos abordar las condiciones de la delincuencia y hacer que la ciudad sea aún más segura”.

Nueva oficina para la prevención de crímenes de odio

El martes, el alcalde Bill de Blasio anunció la creación de la Oficina para la Prevención de Crímenes de Odio y  nombró a Deborah Lauter, de 62 años, como directora ejecutiva. La nueva dependencia, que además de la prevención, coordinará la respuesta de la ciudad a los crímenes de odio y ayudará a las víctimas y sus comunidades, estará adscrita a la Oficina de Justicia Criminal del Alcalde.

La agencia para prevenir los crímenes de odio tendrá un presupuesto de $ 1.7 millones en el año fiscal 2020 y contará con seis empleados, reveló Colby Hamilton, portavoz de la Oficina de Justicia Criminal del Alcalde. El salario anual de Lauter será de $ 150,000.

La nueva funcionaria cuenta con una dilatada carrera con grupos afiliados a judíos, incluidos 20 años con la Liga Anti-Difamación. También fue directora ejecutiva de un comité de acción política pro-Israel en San Francisco y trabajó en la Federación Judía de Atlanta.

De los 148 delitos denunciados en la ciudad de Nueva York entre enero y mayo, 85 fueron anti judíos, más de la mitad. De esos 85 delitos, el 80 por ciento fueron relacionados con el dibujo de eran esvásticas y frases antisemita.

“Claramente, creo que los incidentes que hemos estado viendo están saliendo de Brooklyn, y de la comunidad hasídica en particular. Son los judíos más visibles y han sido blanco de ataques atroces”, dijo Lauter.

La semana pasada, en las paredes de un club localizado en una playa pública de Queens se pintaron grafitis racistas y antisemitas. Según The New York Times, la frase “Heil Hitler” estaba escrita en letras mayúsculas en el patio de recreo, una esvástica roja estaba en las paredes y una cámara de gas estaba pintada en la puerta del referido club. , La policía de parques de la ciudad Nueva York está investigando el caso.

En Long Island, el número de crímenes de odio reportados disminuyó en Suffolk, pero aumentó ligeramente este año en Nassau.

Para la policía de Suffolk, los informes de crímenes de odio han disminuido desde 2015, dijo la detective Gail Marrero, pero dijo que esas cifras no incluyen los casos de graffiti. En Nassau, la policía del condado dijo que se habían reportado 41 delitos de odio hasta el 31 de julio, en comparación con 34 durante todo el año pasado.