Alertan que nuevas cárceles en NYC serán ‘trampa’ para inmigrantes

Realizan una jornada de tres días de protestas en contra del plan de crear cuatro prisiones para reemplazar a Rikers Island
Alertan que nuevas cárceles en NYC serán ‘trampa’ para inmigrantes
El concejal Jimmy Van Bramer durante la demostración en el Diversity Plaza en Jackson Heights.
Foto: Twitter.com/JimmyVanBramer

A la fuerte oposición que ya existe en la Gran Manzana en contra del plan de la Alcaldía de crear cuatro cárceles pequeñas para sustituir a Rikers Island, ahora se una nueva preocupación, el que estas prisiones en los vecindarios se conviertan en una ‘trampa’ para detener a inmigrantes.

Así lo alertaron funcionarios electos, activistas y defensores de los inmigrantes durante un rally en Jackson Heights, protesta que dio inicio a una jornada de tres días de manifestaciones en contra de la construcción de las cárceles pequeñas que se han planeado en Queens, Brooklyn, Manhattan y El Bronx.

“Estas nuevas cárceles pondrán en riesgo a los inmigrantes no solo de ser detenidos en sus propias comunidades, sino también de ser deportados”, indicaron los activistas durante la demostración. Entre los grupos pro inmigrantes participantes se encontraban ‘Desis Rising Up & Moving’, ‘Immigrant Defense Project’ y ‘Detention Watch Network’, entre otros.

Los manifestantes, entre ellos el concejal de Queens Jimmy Van Bramer, también insistieron en que las nuevas cárceles son innecesarias, ya que la población carcelaria ha disminuido drásticamente, y ese dinero se podría usar en mejoras para las comunidades.

“Vamos a tener la posibilidad de cerrar Rikers e invertir esos $11 mil millones de dólares en otras cosas como escuelas o servicios de salud mental, o hasta en viviendas”, dijo Van Bramer, en referencia al monto que se estima costará el plan de la Ciudad de construir las cuatro prisiones.

Y para reafirma su posición sobre lo innecesarias que son esas nuevas edificaciones, los manifestantes indicaron que, como lo han indicado varios reportes, se puede bajar la población carcelaria de los 7,000 reclusos que hay en la actualidad en Rikers, a 3,000 para el 2026, como parte de la misma reforma al sistema de justicia penal que está adelantando la Ciudad.

Sin embargo, la Alcaldía insiste que solamente hay cupo para 2,100 prisioneros en las cárceles que ya existen y que no forman parte del complejo de Rikers, y por ello es necesario construir nuevas prisiones, porque su estimado es que el número de reclusos se disminuyan solamente a 4,000.

La jornada de tres días de demostraciones que comenzó el miércoles en el Diversity Plaza en Jackson Heights, siguió este jueves en la intersección de Lefferts Boulevard y Liberty Avenue, en Richmond Hill, y continuará este viernes en Brooklyn, con un rally a las 2:30 p.m. en la avenida C Plaza, en Kensington. Los concejales Inez Barron y Alicka Ampry-Samuel también se unirían a las manifestaciones.

Los activistas están llevando a cabo estas manifestaciones antes de la votación final que hará el Concejo Municipal la próximas semana, sobre el plan del Alcalde para cerrar Rikers Island y reemplazarlo por las cuatro cárceles.