Polémica: latino drogadicto con antecedentes penales gana $11 millones al demandar a la policía de Nueva York

Fue absuelto tras agredir a una policía y ganó una querella millonaria por lesiones
Polémica: latino drogadicto con antecedentes penales gana $11 millones al demandar a la policía de Nueva York
El hecho sucedió en Grand Concourse en 2006
Foto: EL DIARIO

Un jurado en El Bronx (NYC) desató una polémica al adjudicar $11 millones de dólares a Raoul López, un hombre adicto a la heroína que suma 19 arrestos y fue acusado de arrastrar a un policía a lo largo de una concurrida calle mientras huía.

En el incidente, otro policía le disparó, dejándolo parcialmente paralizado en su lado derecho.  Por ello López demandó a NYPD.

López, hoy de 40 años, se pasó una señal de alto en East 169th Street y Grand Concourse el 1 de febrero de 2006, denunció un abogado de la ciudad en documentos presentados en el caso ante la Corte Suprema de El Bronx.

El sargento Philippe Blanchard y el oficial Zinos Konstantinides detuvieron el auto de López, quien entonces tenía 27 años. Le ordenaron que apagara el motor, pero se negó a cumplir, según la denuncia.

En cambio, cuando Konstantinides metió la mano dentro del auto para agarrar las llaves, López apretó el acelerador, arrastrando al policía a lo largo de Grand Concourse.

Temiendo “que su compañero sería mutilado o asesinado si no tomaba medidas inmediatas y contundentes”, Blanchard disparó un sólo tiro, golpeando a López en el cuello.

La herida envió a López al Hospital Lincoln con varias lesiones. Más tarde, en la corte, ganó en última instancia una absolución por un cargo de agresión criminal, mientras que la acción potencialmente salvadora de Blanchard se consideró “no dentro de las pautas del Departamento” en una revisión interna de la policía de Nueva York.

Su abogado, Brett Klein, incluso solicitó al jurado entre $6 millones y $9 millones de dólares por pérdida de ganancias, a pesar de que López no estaba empleado en el momento del incidente, según los documentos.

Tras el veredicto del martes, NYPD dijo que el caso podría no haber terminado todavía, informó New York Post.