Beatriz Gutiérrez Müller, esposa de AMLO, envía mensaje a inmigrantes por coronavirus

VIDEO: La Primera Dama mexicana defiende acciones de su esposo
Beatriz Gutiérrez Müller, esposa de AMLO, envía mensaje a inmigrantes por coronavirus
La Primera Dama mexicana apoya los esfuerzos del Gobierno de su país en la lucha contra el coronavirus.
Foto: Captura video Twitter de Beatriz Gutiérrez Müller / Cortesía

La primera dama mexicana, Beatriz Gutiérrez Müller, volvió a Twitter la semana pasada, para ayudar a difundir el mensaje contra el coronavirus.

Este miércoles, la esposa del presidente Andrés Manuel López Obrador envió un mensaje a los inmigrantes mexicanos en los Estados Unidos.

“Va nuestro abrazo y cariño a todos los migrantes mexicanos en #EEUU y el resto del mundo: ¡esta nación no los olvida nunca! ¡Unidos como la gran familia mexicana que somos!”, escribió en el tuit que acompañó con un video.

Gutiérrez Müller comienza la grabación aclarando que la Administración mexicana está trabajando contra la pandemia, en medio de críticas por medidas fallidas o una lenta reacción.

“El Gobierno de México está haciendo todo su mejor esfuerzo para salir adelante de esta crisis por el coronavirus”, indicó. “Tú que estás allá, en Boston en Milwakee, en San Antonio, en Detroit, queremos que sepas que el Gobierno no desatiende para nada todo lo que está pasando. Al contrario, informa todos los días a las siete de la noche, hora de la Ciudad de México, los pormenores del desarrollo de esta enfermedad”.

Invitó a los connacionales a unirse como familia y atender a sus enfermos, a sus miembros vulnerables, principalmente los adultos mayores.

“Necesitamos ahora unirnos mucho más y cuidar a nuestros adultos mayores, en particular a ellos, porque son o están siendo los más afectados”, señaló. “Quiero que sepas que el gobierno de México está pensando en ti, yo también, para decirte: no te canses, únete a tu familia y juntos vamos a salir adelante”.

Gutiérrez Müller se había retirado de Twitter al considerar que es una red social donde los ataques son constantes.