Gallos muertos por todas partes: las autoridades desmantelan otro “palenque” clandestino en Texas

Decomisaron 388 animales en el operativo

Gallos muertos por todas partes: las autoridades desmantelan otro “palenque” clandestino en Texas
Algunos de los gallos que fueron rescatados.
Foto: SPCA / Cortesía

TEXAS – Las autoridades en Dallas le dieron un fuerte golpe a los operadores de un “palenque” clandestino.

En el Norte de Texas las peleas de gallos se han convertido en un grave problema para la Policía, que regularmente recibe reportes de lugares que realizan peleas de gallos y apuestas.

El Departamento de Policía de Dallas junto a la Sociedad para la Prevención de Crueldad de Animales en Texas (SPCA, por sus siglas en inglés) informaron que decomisaron 388 animales de una propiedad ubicada al sureste de la ciudad.

Según un comunicado de SPCA, los animales fueron encontrados el domingo 24 de mayo cuando ocurría una pelea de gallos.

Durante la orden de cateo se decomisaron 128 gallos, 183 pollos, 49 gallinas y 28 aves muertas. En el evento habían alrededor de 40 personas y todas fueron multadas por estar observando las peleas.

La Policía sigue investigando el caso y tratando de presentarles cargos a varios de los participantes que poseían parafernalia y gallos con la intención de que participaran en las peleas. Estos son considerados como delitos menores, clase A.

Los animales sobrevivientes fueron llevados a Russell E. Dealey Animal Rescue Center en Dallas, y Russell H. Perry Animal Care Center en McKinney. Ambas dependencias de SPCA.

En las fotos que el SPCA difundió a los medios se puede apreciar que algunos de los gallos presentaban serias heridas debido a las peleas, mientras que otros habían muerto debido a la falta de tratamiento por las heridas.

Las condiciones en las que los encontraron también eran deplorables, e incluían cajas de madera. Los responsables enfrentarán cargos criminales de ser encontrados responsables, según informaron las autoridades.

Te puede interesar: El “Puppet” anda suelto: La Policía quiere frenar la racha criminal de un pandillero hispano muy peligroso