Ganaron dinero al exponer la adopción de un niño en redes. Después, lo entregaron a otra familia

La pareja de 'influencers' descubrió que el menor tenía autismo y que la convivencia con él era muy difícil

Una pareja de youtubers de Ohio ha captado este fin de semana el foco mediático internacional tras entregar a otra familia a un menor con necesidades especiales que habían adoptado y gracias al que habían obtenido ingresos de redes sociales y donaciones de sus seguidores.

Myka y Jim Stauffer venden en Instagram y Youtube una vida de padres perfectos. En 2017 Huxley, un niño chino con necesidades especiales, empezó a formar parte de una familia ya numerosa. Los Stauffer expusieron todo el proceso de adopción a sus ahora más de 700,000 seguidores, a los que le pidieron $5 dólares para poder sufragar los gastos. Fue ahí cuando subieron en followers e ingresos.

La pareja documentó también la llegada del pequeño, que describieron como emocionante. A pesar de que ya sabían que Huxley tenía una necesidad especial, la madre cuenta que fue más tarde cuando descubrieron que el menor sufría el mayor grado del espectro autista. Aún así, la mujer destacó que “todas las formas de adopción son preciosas”.

https://www.instagram.com/p/B0USGz5gb5Q/?utm_source=ig_embed

Después de tener un nuevo bebé, Myka siguió publicando videos en los que ya no aparecía Huxley aunque sí sus otros hijos. Esta semana, Myka y Jim confesaron en un video que habían dado al menor en adopción a otra familia porque, según ellos mismos “tenía muchos más requerimientos especiales de los que nos habían dicho“. “Después de muchas valoraciones y evaluaciones, numerosos médicos han considerado que necesitaba otro acomodo”, añadió Myka.

Muchos seguidores han cargado en redes en contra de la decisión de la familia Stauffer y han arrojado comentarios negativos, sobre todo, contra la mujer.

“La razón de no sacarlo a la luz hasta ahora es que médicos y agencias han querido que Huxley pasara tiempo con diferentes personas para intentar una perfecta compatibilidad (…) con la que ahora va a ser su nueva y definitiva familia”, explica Myka, que asegura que el menor ha llegado a un destino de “perfecta compatibilidad”.