Fotos: Comparación del antes y después de lo que fue el campamento ‘Occupy City Hall’

El Departamento de Sanidad no perdió tiempo en limpiar el área que estuvo ocupada por casi un mes luego que la Policía sacó a los manifestantes

Fotos: Comparación del antes y después de lo que fue el campamento ‘Occupy City Hall’
Esta imagen del miércoles muestra el área tras ser tomada por la Policía, y el 30 de junio cuando estaba en pleno apogeo el campamento.
Foto: Ramón Frisneda / Impremedia

El pasado 23 de junio un grupo de manifestantes del movimiento ‘Black Lives Matter’ que llevaban semanas protestando en las calles de la ciudad en contra de la brutalidad policial y la muerte de George Floyd instaló un campamento en las afueras de la sede de la Alcaldía, con el fin de exigir que se recortarán $1,000 millones del presupuesto del NYPD. Y lo que comenzó como una manifestación de apenas decenas de personas, se transformó en pocos días en una masiva demostración de cientos que de personas que acamparon allí día y noche, instalando carpas improvisadas y creando una comunidad que contaba con servicios de alimentos, productos para la desinfección por el coronavirus y hasta una biblioteca para la recreación.

Pero luego que se votó el presupuesto el 30 de junio y se aprobaron los recortes de fondos al NYPD, disminuyó la presencia de manifestantes y el área se fue convirtiendo en los pasados días en un campamento de desamparados, en el cual se registraron algunas peleas y acciones violentas transeúntes y hasta un ataque contra un periodista.

Y este miércoles 22, faltando solo un día para que se cumpliera el mes exacto de la instalación de este campamento que fue denominado ‘Occupy City Hall’ (toma de la Alcaldía), un operativo sorpresa a las 4 a.m. de cientos de oficiales de policía con uniformes y equipos antimotines desalojó a las casi 50 personas que todavía permanecían allí. Y de inmediato, un contingente de trabajadores del Departamento de Sanidad llegó para limpiar el área, incluyó la remoción de los innumerables grafitis pintados en cada centímetro, incluyendo la estación del Subway y el suelo.

El Diario estuvo dentro del campamento el pasado 30 de junio cuando estaba en pleno apogeo la demostración, y volvió una vez más este miércoles después que la Uniformada removiera al remanente de manifestantes. En las siguientes imágenes se puede ver la comparación del antes y el después de algunas de las áreas que formaron el ‘Occupy City Hall’.

Comparación del antes y el después:

Cientos de personas permanecieron cada día en el campamento desde el 23 de junio cuando se instaló. Foto: Ramón Frisneda
Trabajadores del Departamento de Sanidad limpian el grafiti en el piso, luego que la policía desmanteló el campamento. Foto: Ramón Frisneda.
El ascensor de la estación del Subway en City Hall fue completamente llenado de grafitis y de carteles en contra de la Policía. Foto: Ramón Frisneda.
Policías resguardan el ascensor de la estación del Subway luego de retirar a los manifestantes y desamparados. Fotos: Ramón Frisneda.
La estación del Subway de City Hall fue bloqueada con basura y carteles durante el tiempo que duró el campamento. Foto: Ramón Frisneda.
Tras la desocupación del campamento, empleados de la Ciudad limpiaron la estación del Subway para volverla a poner en funcionamiento. Foto: Ramón Frisneda.
La reja que rodea el edificio de la Alcaldía fue completamente llenada de carteles y has una hamaca de los que allí dormían. Fotos: Ramón Frisneda.
La reja y entrada del edificio de la Alcaldía fue limpiada y se volvió a recuperar el acceso a las instalaciones. Fotos: Ramón Frisneda.
La reja y entrada del edificio de la Alcaldía fue limpiada y se volvió a recuperar el acceso a las instalaciones. Foto: Ramón Frinseda.
Un empleado de Sanidad limpia los alrededores de la estación de Citi Bike y la torre del servicio de wi-fi LinkNYC. Foto: Ramón Frisneda.
El área con grama del parque de City Hall fue completamente cubierta con carpas improvisadas, colchonetas y bolsas para dormir. Foto: Ramón Frisneda.
Así de limpia y despejada quedó el área de la grama luego de la limpieza que realizó el Departamento de Sanidad. Foto: Ramón Frisneda.