¿Por qué la semana del 20 de octubre es clave en la discusión de cheques de estímulo y nuevo paquete económico?

A partir del próximo lunes y a unas dos semanas para las elecciones, la discusión en el Congreso podría intensificarse

¿Por qué la semana del 20 de octubre es clave en la discusión de cheques de estímulo y nuevo paquete económico?
Imagen de archivo del Capitolio en Washington D.C.
Foto: EFE

A menos de dos semanas para las elecciones, el Senado votaría por un nuevo plan de estímulo a partir del lunes próximo que se aleja por mucho de las propuestas de los demócratas y del propio presidente Donald Trump.

El portavoz de la mayoría republicana en el Senado, Mitch McConnell, anunció desde este martes que se dispone a bajar a votación a partir de la próxima semana nueva legislación de estímulo estimada en unos $500,000 millones de dólares.

Llama la atención que por ninguna parte se escucha la mención de que el proyecto incluya una segunda ronda de cheques de estímulo y seguro por desempleo, dos temas prioritarios para los demócratas, y, por los pasados días también para el presidente.

Cuando los senadores retornen el lunes al Congreso examinarán una ley “enfocada” que no ha sido resultado de una conversación con los demócratas ni con el presidente con fondos para el programa de préstamos para empresarios conocido como Paycheck Protection Program (PPP).

En los reportes disponibles al momento también se hace referencia a un tema sobre el que la contraparte de McConnell en la Cámara, Nancy Pelosi, ya ha expresado su oposición: provisiones contra responsabilidad por demandas por el manejo de COVID-19.

“A menos que los demócratas bloqueen esta ayuda a los trabajadores, tendremos tiempo antes que nosotros procedamos como estaba planeado con la nominación pendiente a la Corte Suprema tan pronto sea reportada por la Comisión Judicial”, dijo el líder senatorial en referencia a las audiencias que se realizan para evaluar a la jueza Amy Coney Barrett.

Mientras McConnell insiste en su plan de rescate económico en evidente insubordinación al llamado de Trump, el presidente ha estado prometiendo subir la cantidad de $1.8 billones para un nuevo paquete de estímulo, asunto sobre el que ha insistido en su cuenta de Twitter y en entrevistas con FOX News esta semana.

La medida del presidente incluye cheques de estímulo mínimos de $1,200 y $1,000 por cada dependiente hasta un máximo de tres.

Portavoces de la Casa Blanca como el asesor económico Larry Kudlow aseguran que “si la portavoz Pelosi quiere un acuerdo, nosotros podemos reunir a suficientes republicanos para llegar a un trato”. Los demócratas aprobaron una legislación $2.2 billones de dólares a principios de este mes sin el aval republicano, y se han mantenido firmes en que no aceptarán menos de esa cantidad. Todo lo demás está por verse…