Cómo cocinar de manera segura el pollo que no se ha descongelado

No siempre tienes el tiempo de descongelar el pollo, pero lo puedes cocinar de manera segura y sin demorar demasiado siguiendo las recomendaciones de la USDA

El pollo debe alcanzar una temperatura interna de 165 ° F.
El pollo debe alcanzar una temperatura interna de 165 ° F.
Foto: Olya Kobruseva / Pexels

Congelar el pollo es una de las maneras más seguras de conservar el ave por mucho tiempo y usarla en cualquier momento. ¿Qué pasa si tienes urgencia de cocinarlo y no tienes tiempo de descongelarlo?

El Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA) señala que es seguro cocinar el pollo congelado, al igual que otras carnes o guisos crudos o cocidos se pueden cocinar o recalentar desde el estado congelado.

El pollo congelado debe cocinarse por 50 por ciento más

El tiempo extra no es una razón para desanimarse. Sí puedes cocinar tu pollo directo del congelador y tenerlo listo en menos de una hora.

El USDA advierte que el pollo congelado tardará aproximadamente una vez y media más en cocinarse. Por ejemplo, sueles cocinar tu pollo durante 30 minutos, si el pollo está congelado deberá cocinarse durante 45 minutos.

El USDA recomienda que al cocinar aves de corral congeladas enteras, retires el paquete de menudillos de la cavidad tan pronto como puedas aflojarlo. Las menudencias deben cocinarse por separado.

Revisa la etiqueta de los productos cárnicos y avícolas congelados. Algunos productos, como las aves enteras rellenas, deben cocinarse congeladas para garantizar un producto cocido de forma segura.

Pollo debe alcanzar los 165 ° F

Lo recomendable es congelar individualmente trozos de pollo y no un gran trozo de pollo, esto facilita una cocción uniforme segura. Por último, asegúrate con un termómetro de que el pollo alcance la temperatura de cocción recomendada por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), 165 ° F para todas las aves, incluido el pollo y el pavo molidos.

El pollo al horno

The Kitchn señala que el alto calor del horno, combinado con poner las pechugas de pollo en una sola capa uniforme hace que este sea un método rápido y confiable para cocinar el pollo congelado. Extiende la pechuga u otras piezas de pollo en una capa uniforme con espacio entre ellas.

No te olvides de condimentar el pollo, por ejemplo con ajo, sal y pimienta. También necesitas un poco de grasa para evitar que la pechuga de pollo se seque en el exterior mientras el interior se cocina a la temperatura correcta. Unta el ave con aceite de oliva. Puedes agregar algunas verduras de cocción rápida después de la primera mitad de cocción.

Descongelación rápida segura

Hay tres formas seguras de descongelar alimentos: en el refrigerador, en agua fría o en el microondas. La descongelación segura en el refrigerador es lenta, los artículos pequeños pueden descongelarse durante la noche. Para una descongelación más rápida, coloca los alimentos en una bolsa de plástico y sumérgelos en agua fría. El agua debe mantenerse fría y cambiarse cada 30 minutos.

Cuando descongeles alimentos en el microondas, algunas áreas de los alimentos pueden calentarse y comenzar a cocinarse durante el microondas, por ello debes cocinar el pollo de inmediato.

Te puede interesar: