Golpes “de la cabeza a los pies” tenía niño asesinado en Harlem, pero vecinos y policías no lo percibieron

Muchos se preguntan por qué los residentes en NYCHA no notaron el maltrato que el menor sufrió por largo tiempo

Ayden Wolfe, el niño de 10 años que murió por golpes causados en su hogar NYCHA en Harlem, tenía múltiples costillas rotas junto con el bazo, hígado, riñón y vena renal lacerados.

El novio de su madre, Ryan Cato (34), fue procesado el lunes por la noche por cargos de asesinato en la muerte del niño y se ordenó que permaneciera recluido sin derecho a fianza.

Wolfe estaba cubierto de magulladuras y abrasiones “de la cabeza a los pies” cuando lo llevaron de urgencia a un hospital desde su casa en el 4to piso en Saint Nicholas Houses en West 131st Street, según la denuncia penal. Su causa de muerte fue el síndrome del niño maltratado, reveló la autopsia.

Una investigación encontró que una persona anónima en el edificio escuchó golpes y gritos en el edificio el viernes por alrededor de 40 minutos. Según documentos judiciales, alguien llamó al 911, pero no le dio a la policía un número de apartamento.

Dos oficiales revisaron el edificio y escucharon en las puertas buscando alguna disputa doméstica, pero no escucharon nada, admitió el comisionado de NYPD, Dermot Shea. Los oficiales llamaron al número de la persona que se había comunicado al 911 dos veces, pero recibieron un mensaje de voz. Finalmente, abandonaron el edificio y reanudaron su patrullaje.

“Para ser claros, la persona presuntamente responsable de la muerte de Ayden Wolfe es Ryan Cato, quien ha sido acusado de asesinato en segundo grado”, dijo Shea. “No obstante, he ordenado a la Oficina del Jefe de Departamento que revise la respuesta de la policía el viernes para determinar si las acciones de los oficiales fueron consistentes con todos los procedimientos del departamento y si nuestros procedimientos actuales deben ser revisados”.

El sábado alrededor de las 11:45 a.m., la misma persona supuestamente escuchó más golpes y gritos. La policía llegó alrededor de las 2:20 p.m. después de una llamada al 911 por un asalto. Wolfe estaba en el suelo inconsciente y no respondía. El niño de 10 años fue declarado muerto por un pediatra de la sala de emergencias a las 4:20 p.m.

En una reunión el domingo, el presidente de la Asociación de Saint Nicholas Houses, Tyrone Ball, dijo que lo que sucedió en el edificio era asunto de todos. “Estas paredes son lo suficientemente delgadas como para poder escuchar si un niño está en problemas”, afirmó. Así, muchos se preguntan por qué los residentes no percibieron el maltrato que sufría el niño por largo tiempo.

Cato tuvo tres arrestos anteriores, incluido uno en Brooklyn por presuntamente agredir a la madre de sus hijos el 29 de diciembre de 2020. Presuntamente la golpeó varias veces en la cara y le apretó el cuello frente a los hijos de la pareja, de 6 y 12 años, acotó Pix11.

“El delito no era elegible para fianza bajo las nuevas leyes de reforma de fianzas, por lo que Cato fue liberado”, detalló Daily News.