Encontraron sana y salva a la hija de la refugiada salvadoreña asesinada por policías en México

El presidente de El Salvador, Nayib Bukele, informó que la chica está bajo resguardo

Protestan por el asesinato de Victoria.
Protestan por el asesinato de Victoria.
Foto: Getty Images

Nayib Bukele, presidente de El Salvador, informó la tarde del miércoles que la hija mayor de Victoria Esperanza Salazar, la salvadoreña asesinada el pasado fin de semana por policías en el municipio caribeño de Tulum, fue localizada.

La Fiscalía del estado mexicano de Quintana Roo había emitido emitió una alerta de búsqueda.

“Se activa cédula de búsqueda y localización de Alerta Ambar Quintana Roo para Francela Yaritza Salazar Arriaza, vista por última vez en el municipio de Tulum”, anunció el Ministerio Público estatal en Twitter.

En la ficha de la alerta se detallaba que la joven tiene 16 años, de nacionalidad salvadoreña y que la denuncia de su desaparición se interpuso el martes 30 de marzo.

Fuentes de la investigación confirmaron este miércoles a Efe que se trata de la hija mayor de Victoria Esperanza Salazar, cuya muerte en manos de policías ha provocado indignación de la sociedad mexicana y salvadoreña.

Mientras que la hija pequeña estaría resguardada en un albergue público tras haber sufrido abusos de la pareja sentimental de su madre, el cual fue arrestado el martes.

Victoria Esperanza, de 36 años y residente en México con una visa humanitaria desde 2018, fue sometida el pasado fin de semana por cuatro policías por supuesta alteración del orden público, que la mataron por la ruptura de dos vértebras.

Los cuatro policías, tres hombres y una mujer, que fueron grabados en vídeo durante su actuación, han sido detenidos y acusados por feminicidio.

El presidente salvadoreño, Nayib Bukele, anunció el martes que la Fiscalía de Quintana Roo también detuvo a la pareja sentimental de Victoria, de nacionalidad mexicana, “quien abusó sexualmente de una de sus hijas”.

De acuerdo con Bukele, se trata de la hija menor de Victoria Esperanza, que estaría en un albergue del Sistema Nacional para el Desarrollo Integral de las Familias (DIF), donde su madre la dejó antes de morir.

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, ha admitido que el hecho lo “llena de pena, de dolor y de vergüenza”.

Varias agencias de la ONU, como la OIM, Acnur, la ONU-DH y ONU Mujeres han exigido una investigación “pronta e imparcial”.

Sigue leyendo: Balacera casi alcanza a candidato político en México en plena grabación de video de campaña