Por qué millones de personas en EE.UU. no se han puesto la segunda dosis de la vacuna de COVID-19

Para que sea efectiva al máximo y proteja al sistema inmunológico del organismo contra los síntomas más graves de la enfermedad COVID-19, es necesario recibir ambas dosis de la vacuna de COVID-19, pero muchas personas no están planeando recibir la segunda

Por qué millones de personas en EE.UU. no se han puesto la segunda dosis de la vacuna de COVID-19
Es fundamental recibir la segunda dosis de la vacuna de COVID-19 para lograr su eficacia máxima.
Foto: AFP / Getty Images

Para que las vacunas de COVID-19 sean efectivas y entrenen al sistema inmunológico para evitar los síntomas graves de la enfermedad, es necesario recibir dos dosis de Pfizer o Moderna. Pero datos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de Estados Unidos revelaron que millones de personas en EE.UU. no se han puesto la segunda dosis de la vacuna de COVID-19. ¿Y por qué?

Unos cinco millones de personas en EE.UU. o casi el ocho por ciento de quienes ya recibieron una primera dosis del fármaco de Pfizer o de Moderna no han recibido la segunda dosis del fármaco por razones diversas.

Una investigación de The New York Times reveló que muchas de estas personas temen los efectos secundarios de la segunda dosis, mientras otras creen que se encuentran suficientemente protegidos con una sola dosis.

Según los CDC, hasta el 14 de febrero de 2021 un total de 40’517,900 personas iniciaron la serie de vacunación COVID-19, pero “el estado de la segunda dosis era desconocido para el 7.9 por ciento de los receptores de la primera dosis”, es decir, algo así como cinco millones. Además, un 8.6 por ciento no había recibido la segunda dosis pero “aún se encontraba dentro del intervalo permitido para recibirla”. A pesar de ello, el 88 por ciento completó la serie de vacunación.

La investigación del NYT enfatiza que las autoridades en diversos estados en EEUU han ordenado a los equipos de salud que contacten a las personas que recibieron una segunda dosis para que acudan por la segunda, ya sea por llamada telefónica, mensajes de texto o incluso cartas, y que la población más joven representa un reto para la vacunación.

Expertos en vacunas le dijeron a la publicación que si bien una dosis de la vacuna ofrece una protección parcial contra el COVID-19, se desconoce por cuánto tiempo, además la respuesta inmune es más débil y estas personas pueden ser más susceptibles a las variantes del virus, así que es fundamental recibir la segunda dosis.

La situación se complica porque algunos proveedores de vacunas han tenido problemas para suministrar una segunda dosis a las personas que ya recibieron la primera, especialmente ante la fuerte demanda de los fármacos.

La información de los CDC es clara respecto a la segunda dosis de la vacuna de COVID-19: “Si recibe una vacuna contra el COVID-19 de ARNm (la vacuna contra el COVID-19 de Pfizer-BioNTech o la vacuna contra el COVID-19 de Moderna), necesitará 2 dosis para estar totalmente protegido”. La autoridad de salud especifica que es necesario recibir esa segunda dosis “incluso si sufre efectos secundarios después de la primera dosis, excepto que un proveedor de vacunas o su médico le indique que no se la aplique”.

Además, aclara que las vacunas no son intercambiables: “Si recibió la vacuna contra el COVID-19 de Pfizer-BioNTech o de Moderna, debería recibir el mismo producto (o la misma marca) para su segunda dosis”.