¡Es oficial!, FDA prohibirá los cigarrillos con mentol y los puros de sabores

La medida busca salvar vidas y evitar enfermedades como cáncer del pulmón, principalmente, en las comunidades más propensas a consumir este tipo de producto, como la de los negros

¡Es oficial!, FDA prohibirá los cigarrillos con mentol y los puros de sabores
En un periodo de dos años, se espera que los cigarrillos mentolados ya no estén disponibles para la venta en EE.UU.
Foto: Getty Images

La Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) anunció este jueves que iniciará el proceso de prohibición de los cigarrillos de tabaco con mentol, así como de los puros aromatizados o cigarros con sabores.

La decisión de la FDA busca mejorar la salud de los grupos de personas más inclinadas a fumar estos productos, como lo son los jóvenes y los negros.

“Con estas acciones, la FDA ayudará a reducir significativamente la iniciación de los jóvenes, a aumentar las posibilidades de dejar de fumar y a abordar las disparidades de salud que sufren las comunidades de color, las poblaciones de bajos ingresos y los individuos LGBTQ+, que son mucho más propensos a consumir estos productos del tabaco”, dijo en un comunicado la comisionada en funciones de la FDA, Janet Woodcock.

La orden que se dispone a hacer cumplir dicha oficina no incluye a los cigarrillos electrónicos con sabor a mentol.

Aun así, los expertos en salud pública aplaudieron la medida.

El proceder de la FDA responde a una demanda presentada por African American Tobacco Control Leadership Council y Action on Smoking and Health en la que estos grupos reclaman sobre la inacción de la agencia en relación con una petición ciudadana del 2013 en la que se le instaba a prohibir los cigarrillos con sabor a mentol.

El aviso de hoy no significa un retiro inmediato de estos productos de las tiendas, sino un primer paso en esa dirección, ya que se espera que los cigarrillos mentolados estén disponibles durante al menos dos años más en establecimientos de venta antes de su total retiro.

Aún así, expertos en salud como Richard Besser, presidente de la Fundación Robert Wood Johnson y exdirector de los Centros de Control y Prevención de Enfermedades (CDC) aplaudieron el anuncio.

“La FDA ha dado un paso histórico que salva vidas”, escribió Besser según citado por la cadena NBC.

“Prohibir los cigarrillos mentolados salvará con toda seguridad vidas, eliminará grandes sufrimientos y reducirá los costes de la atención sanitaria”, agregó el funcionario.

El mentol que se utiliza para los productos del tabaco crea una sensación de frescura en la garganta que facilita la inhalación del humo y de la nicotina lo que a su vez lleva a que las personas sean más propensas a continuar la práctica.

La gran mayoría de los fumadores negros o el 82% utiliza cigarrillos mentolados. Este grupo es más propensos que los blancos a sufrir cáncer de pulmón en fases más avanzadas, cuando la enfermedad es más difícil de tratar. Además, los hombres negros tienen la mayor tasa de mortalidad por cáncer de pulmón del país.

En ese sentido, Harold Wimmer, presidente de la Asociación Americana del Pulmón, dijo que el anuncio tiene el potencial de reducir el número de muertes por enfermedades relacionadas con el consumo del producto en los referidos grupos.

“Durante generaciones, la industria tabacalera se ha dirigido intencionadamente a la población negra y a otras comunidades con la comercialización de cigarrillos mentolados, lo que ha provocado muertes y enfermedades relacionadas con el tabaco, así como disparidades en materia de salud. De hecho, el 82% de las personas negras utilizan cigarrillos mentolados. También los cigarrillos con mentol se mercadean para los jóvenes, y actualmente, cerca de la mitad de todos los menores empiezan a fumar con cigarrillos mentolados. Para prevenir las muertes y enfermedades relacionadas con el tabaquismo, la Asociación Americana del Pulmón urgió la prohibición en las ventas de este producto desde el 2011, y hoy le da la bienvenida a este anuncio como un paso importante para atender las disparidades de salud relacionadas con el tabaco”, abundó Wimmer en un comunicado de prensa.