Empleada doméstica en México habría entregado a su jefa a secuestradores; empresaria es hallada muerta

De acuerdo con las autoridades, la empresaria Marisa Valdés fue secuestrada en Coahuila, el pasado 7 de mayo, para robarle; y luego la llevaron a Nuevo León, donde fue agredida y asesinada

Empleada doméstica en México habría entregado a su jefa a secuestradores; empresaria es hallada muerta
Ya son tres los detenidos en el caso del secuestro y asesinato de Marisa Valdés en México.
Foto: Getty Images

La Secretaría de Seguridad Pública de Coahuila, en México, investiga si una empleada doméstica fue quien entregó a Marisa Valdés a los secuestradores que la mataron tras interceptarla en su camino a Arteaga hace una semana.

Salió de su casa bajo engaño de la renta de una cabaña

El pasado viernes, 7 de mayo, la mujer salió de su casa en Saltillo rumbo a dicha ciudad para rentar una cabaña.

Sin embargo, sus captores la sorprendieron y se la llevaron a Galeana, Nuevo León, en supuesta complicidad con la trabajadora a la que Valdés empleó en su casa.

Según la información disponible hasta el momento, la empresaria fue secuestrada para robarle y luego la llevaron a Galeana, donde fue agredida y asesinada. La evidencia recabada apunta a que la víctima habría sido trasladada a la comunidad Puerto México.

Autoridades de ambos estados buscaron a la empresaria desaparecida

Luego de que sus familiares la reportaran desaparecida el lunes, autoridades de ambos estados se coordinaron para establecer su paradero. Fue en el citado pueblo en Galeana donde hallaron el cadáver y detuvieron a dos personas presuntamente involucradas en el hecho. En total, ya son tres los detenidos en relación con el crimen, según el fiscal del estado, Gerardo Márquez Guevara.

Víctima presentaba heridas de arma blanca

“Preliminarmente sabemos que le fueron inferidas lesiones por arma punzocortante, estamos esperando la causa concluyente que será la definitiva a través de la necropsia que se está desarrollando en Nuevo León”, expresó Márquez Guevara según citado por Vanguardia.

Empleada doméstica habría entregado a su jefa a los secuestradores

El fiscal detalló que, como parte del plan para robarle, la víctima habría sido engañada por la empleada doméstica, quien le dijo que alguien quería rentar una cabaña de su propiedad en Arteaga. Supuestamente, el objetivo de los atacantes era robar la casa de la mujer; no pedir rescate por el secuestro. “La joven advirtió que Valdés tenía recursos económicos y por eso decidió robarle”, declaró el funcionario.

Los datos provistos por la Secretaría añaden que la empleada doméstica que tenía un mes laborando con Valdés está siendo investigada por su alegada participación en los hechos. No está claro si la mujer se encuentra entre las persona bajo custodia de las autoridades.

Al menos cinco personas vinculadas con el crimen

En total, el crimen habría sido perpetrado por cuatro hombres en coordinación con la fémina.

Valdés, de 64 años, era una relacionista pública que trabajó en Coparmex, Canacintra, así como el Comité de las Ciudades Hermanas y el Patronato de Bomberos.

El presidente del Patronato de Bomberos, Alejandro López Siller, precisó que la mujer por 10 años fue parte importante de las actividades del Patronato.

“La degollaron, no tienen perdón de Dios. Es una pérdida muy grande”, lamentó por su parte Miguel Castillo, empleado del Sistema de Desarrollo Integral de la Familia (DIF), organización donde la mujer fungía como presidenta.