Al menos 10.6 millones de estadounidenses viven con un inmigrante indocumentado

Un estudio reveló que al menos 1.7 millones de estadounidenses están casados con un indocumentado. Aquellos que arribaron al país de forma irregular o quienes sean beneficiarios del TPS, no podrán solicitar ningún documento de estatus legal.

Los turistas que soliciten visa también se verán afectados por el nuevo reglamento de Oficina de Ciudadanía y Servicios de Inmigración (USCIS).
Los turistas que soliciten visa también se verán afectados por el nuevo reglamento de Oficina de Ciudadanía y Servicios de Inmigración (USCIS).
Foto: Getty Images

Este viernes, la organización FWD.us reveló que alrededor de 10.6 millones de ciudadanos estadounidense viven con un inmigrante indocumentada, según reveló el estudio.

Los recientes datos mostrados revelan que casi la mitad de la cifra, 4.9 millones, son menores de edad que tienen al menos uno de sus padres sin permiso de residencia.

Asimismo, la organización pudo constatar que aproximadamente 1.7 millones de ciudadanos se encuentran casados con un inmigrante sin papeles en regla.

Se detalló que 22 millones de inmigrantes viven en hogares de estatus mixto, formado por ciudadanos estadounidenses, residentes legales permanentes, titulares de visados temporales y al menos un ciudadano sin documentos en regla.

En medio de presiones por parte de los defensores de derechos humanos, los resultados fueron mostrados para que así los demócratas incluyan algunas disposiciones sobre la inmigración en el próximo proyecto de ley que será discutido en el Congreso.

En este momento aquellos que arribaron al territorio de Estados Unidos de forma irregular y quienes sean beneficiarios del programa de Estatus de Protección Temporal  (TPS) no podrán solicitar ningún estatus legal.

En tal sentido, se espera que al menos 8 millones a través del paquete billonario puedan acceder a la residencia legal permanente.

Exigencias de la organización FWD

La organización que reveló el estudio, insiste en que deben de ser incluidos los inmigrantes ilegales que llegaron a la nación siendo menores, a los beneficiarios del TPS, a los familiares de indocumentados y a los trabajadores agrícolas.

De esta manera, el número de personas con derecho a las prestaciones se elevaría a 11 millones de beneficiarios.

En medio de la creciente influencia de estas comunidades en el aspecto político y económico del país, se ha generado esta presión para el proyecto de ley para una legalización general.

Los cónyuges y padres sin papeles de estadounidenses, según dicta el informe de FWD, podrían ganar hasta un 58% más de ingresos con un estatus migratorio.

La economía del país alcanzaría alrededor de 59 mil millones de dólares anualmente y 16 millones de dólares más en ingresos fiscales federales, estatales, locales combinados y salariales, indicó la organización.

Te puede interesar:

· Millones de ratas podrían haber muerto tras paso de Ida
· Biden visitará California para brindar apoyo a Gavin Newson en campaña electoral