Diabetes: las especias más poderosas para controlar la hiperglucemia

La dieta juega un papel fundamental en el control de la diabetes. de manera particular, se ha demostrado que las especias son una magnífica adición para controlar el consumo de azúcar y sal. Descubre cuáles son las mejores variantes para disminuir la glucosa en sangre y mejorar la resistencia a la insulina

Las especias son un gran aliado para combatir a los radicales libres y brillan por sus propiedades antiinflamatorias, que benefician el control de la diabetes.
Las especias son un gran aliado para combatir a los radicales libres y brillan por sus propiedades antiinflamatorias, que benefician el control de la diabetes.
Foto: Unsplash

A estas alturas todos sabemos que la diabetes ha alcanzado cifras que la convierten en una epidemia a nivel mundial. Los casos van en incremento, no en vano se ha catalogado como una de las enfermedades más alarmantes, lo peor de todo es que se relaciona con una larga lista de afecciones crónicas como es el caso de la hipertensión, obesidad, depresión, enfermedades cardíacas y más. Si bien existen diversos factores que se relacionan con un mayor riesgo, es bien sabido que se trata de una condición que en muchos casos puede ser reversible y es por ello que la alimentación juega un papel fundamental. No es ningún secreto decir que la mejor manera de prevenirla es a través de un estilo de vida saludable, por fortuna existen numerosos alimentos que son un magnífico aliado. Tal es el caso de las especias, que no solo se destacan por sus inmensas propiedades medicinales: llenan de colores, aromas y sabores todo tipo de platillos amigables con la diabetes.

Las especias llegan para darle un giro al viejo mito sobre la diabetes y la comida aburrida. Teniendo en cuenta que una de las medidas dietéticas más importantes en diabéticos es limitar el consumo de sal y azúcar, las especias suelen ser el mejor aliado. Además, se trata de antiguos alimentos que desde hace miles de años son utilizados por sus inmensas propiedades terapéuticas. Con base en ello nos dimos a la tarea de seleccionar 4 especias que brillan por sus bondades hipoglucemiantes, antioxidantes y antiinflamatorias.

1. Canela

La canela no solo es una de las especias favoritas de todos los tiempos, es aromática, cálida y un buen aliado para disminuir el consumo de azúcar. Es reconocida como uno de los alimentos más básicos en la dieta de personas con diabetes y todo se relaciona con su capacidad de reducir los altos niveles de azúcar en sangre. Se caracteriza por su contenido en poderosos antioxidantes que combaten a los radicales libres y disminuyen la inflamación, ambos aspectos son el origen de numerosas enfermedades crónicas. Además, la canela contiene 18% de polifenoles, que son micronutrientes que ayudan a combatir las enfermedades. En las personas con diabetes, el páncreas no puede producir suficiente insulina o las células no responden adecuadamente a la insulina, lo que lleva a niveles altos de azúcar en sangre. La canela puede ayudar a reducir el azúcar en sangre y combatir la diabetes imitando los efectos de la insulina y aumentando el transporte de glucosa a las células. También puede ayudar a reducir el azúcar en la sangre al aumentar la sensibilidad a la insulina, lo que hace que la insulina sea más eficiente para mover la glucosa al interior de las células. Lo mejor de todo es que resulta una magnífica adición en aguas naturales, infusiones, licuados, jugos, postres saludables, avena y salsas.

canela
Canela. /Foto: Shutterstock

2. Cúrcuma

No es ningún secreto decir que la raíz de cúrcuma es uno de los alimentos más medicinales y antiguos que existen, brilla por su contenido en antioxidantes y propiedades antiinflamatorias, que se relacionan con su poderoso compuesto único: la curcumina. El Centro de Investigación de Diabetes y Endocrinología, realizó un estudio acerca de los efectos de la cúrcuma en la diabetes, y concluyó que la raíz revierte muchos de los trastornos inflamatorios y metabólicos asociados con la obesidad, además mejora el control glucémico. La curcumina tiene una lista completa de beneficios para la salud, incluido el apoyo a la digestión, la mejora de la función hepática y el apoyo a la salud del corazón y el cerebro. Todos son aspectos muy importantes en un buen manejo de la diabetes. También se ha comprobado que la curcumina mejora la función de la insulina, reduce la resistencia a la insulina y protege las células beta (responsables de la producción de insulina). Sus propiedades antiinflamatorias y antioxidantes también ayudan a reducir los síntomas en los diabéticos. Llena de color y sabores todo tipo de bebidas, un buen tip es despertar con una taza de leche dorada en ayuno.

cúrcuma
Cúrcuma./ Foto: Shutterstock

3. Albahaca santa

La albahaca es una de las hierbas aromáticas más valoradas en la cocina, además brilla por sus propiedades curativas. De hecho, es popular en la medicina alternativa porque es rica en varios compuestos poderosos y uno de los que más llama la atención es su alto contenido en eugenol. Se cuenta con estudios científicos que han relacionado este antioxidante a base de plantas con muchos beneficios para la salud, uno de los principales es la disminución de la presión arterial. Los estudios sugieren que el eugenol puede ayudar a reducir la presión arterial, al actuar como un bloqueador natural de los canales de calcio. Los bloqueadores de los canales de calcio evitan el movimiento del calcio hacia el corazón y las células arteriales, lo que permite que los vasos sanguíneos se relajen. La albahaca, es eficaz para reducir los niveles de glucosa en sangre y para mejorar la sensibilidad a la insulina. Es un gran protector de la salud cardiovascular, una de las complicaciones más comunes en los diabéticos: protege al corazón y reduce el colesterol con sus propiedades antioxidantes. Lo mejor de todo es que es deliciosa y perfecta para integrar en todo tipo de platillos, como sopas, cremas, ensaladas, ceviches y pastas. No en vano es uno de los condimentos estrella de la dieta mediterránea.

Albahaca. /Foto: Shutterstock

4. Romero

El romero es uno de los mejores aliados de la diabetes y la salud, los cuales se relacionan con sus poderosos antioxidantes que benefician la memoria y la concentración, la digestión, fortalecen al sistema inmunológico y nos protegen contra infecciones bacterianas. Es un maravilloso protector de la salud cardiovascular, lo cual es indispensable en el control de la diabetes: regula y reduce los niveles de azúcar, colesterol y triglicéridos en sangre. Según una investigación, la ingesta de infusión de romero es un gran aliado para protege al ácido desoxirribonucleico (DNA), lo cual mejora y disminuye el porcentaje de lípidos en la sangre de manera significativa, y disminuye el riesgo de sufrir un infarto o un accidente vascular-cerebral. Esto beneficia automáticamente el control de la glucosa en sangre y disminuye la resistencia a la insulina. Lo mejor de todo es que es el condimento ideal para marinar sobre pescados, pollo y todo tipo de carnes, también es un gran acompañamiento de verduras, sopas y guisados. Un gran remedio para disminuir de manera efectiva los altos niveles de glucosa en sangre es beber en ayuno y después de las comidas principales una taza de infusión de romero.

Lavanda y romero.
Romero./Foto: Pixabay

Te puede interesar: