Mujer adquirió casi 100 armas para compradores del mercado negro; se declara culpable

La mujer de 34 años admitió haber comprado 97 armas en el transcurso de un año, incluidas 62 en un solo mes y luego revenderlas a terceros por $ 100 cada uno

Una mujer es acusada de comprar armas para compradores del mercado negro.
Una mujer es acusada de comprar armas para compradores del mercado negro.
Foto: WorldSpectrum / Pixabay

Una mujer de Twin Cities se declaró culpable de un cargo federal esta semana luego de comprar cerca de 100 armas para compradores del mercado negro.

Como parte de un acuerdo de culpabilidad, Sarah Jean Elwood, de 34 años, admitió haber comprado 97 armas en el transcurso de un año, incluidas 62 en un solo mes, en tiendas de armas en las Ciudades Gemelas, y luego revenderlas a terceros por $ 100 cada uno.

Autoridades dicen que encontraron varias armas que Elwood había comprado en relación con tiroteos a las pocas semanas de haberlas comprado.

De acuerdo con los cargos, la mujer vendió muchas de las armas, desde pistolas hasta AR-15, a un comerciante del mercado negro llamado Geryiell Lamont Walker, quien también está acusado en relación con el caso de conspiración.

En el verano, Elwood y su prometido, Jeffrey Paul Jackson, fueron acusados por la Oficina del Fiscal de los Estados Unidos de cinco cargos relacionados con el plan de compras falsas. En un trato con los fiscales, ambos se declararon culpables de un cargo de complicidad para hacer declaraciones falsas durante la compra de un arma de fuego.

Los acusados aún no han sido sentenciados, pero el acuerdo de culpabilidad dice que probablemente enfrentarán entre 70 y 87 meses de prisión, según las pautas de sentencia.

Este proceso de compra de armas, conocido como “compra de paja”, es un impulsor significativo del mercado de armas ilegales que está armando a los criminales y provocando delitos violentos en Minneapolis y St. Paul.

En una compra típica, el comprador no tiene ninguna condena por delito grave u otro factor que lo descalifique para poseer un arma de fuego. Pero realmente están comprando el arma para otra persona, que no es legalmente elegible o no quiere un rastro de papel que los vincule con el arma.

Te puede interesar: