“Mi esposa confesó un crimen mientras dormía y la denuncié a la policía”

Un hombre cumplió con su deber ciudadano cuando descubrió que su esposa había cometido un delito, y denunció ante las autoridades a su esposa por más de una década

La mujer robó miles de dólares a una anciana a la que cuidaba.
La mujer robó miles de dólares a una anciana a la que cuidaba.
Foto: Unsplash

Antony y Ruth Fort se conocieron en mayo de 2008 y se casaron en la víspera de Año Nuevo de 2010. Ella es trabajadora social y él es un microbiólogo de 61 años. Un día, después de una crisis de epilepsia, Ruth comenzó a murmurar entre sueños. Antony escuchó entonces a su esposa confesar un crimen mientras dormía y la denunció a la policía.

Aprovechando su empleo como trabajadora social, Ruth robó poco más de $9,800 dólares (el equivalente a 7,200 libras esterlinas) de una mujer en silla de ruedas a la que cuidaba en un hogar de ancianos. Con ese dinero se fue de vacaciones a México con su familia.

Antony descubrió el delito completo cuando escuchó lo que Ruth decía entre sueños y cuando encontró la tarjeta de débito de la anciana en la bolsa de su esposa. Sin dudarlo, el microbiólogo acudió a la policía para interponer una denuncia en contra de su esposa. La mujer compareció hace unos días ante el Tribunal de la Corona de Liverpool, en Gran Bretaña.

“Tenía mis sospechas cuando Ruth comenzó a gastar de más. Al principio era más un instinto. Pero cuando encontré la tarjeta de débito en su bolso, lo supe”, dijo Antony al diario británico The Mirror. “Amaba profundamente a Ruth, pero no podía ignorar lo que había hecho. Me resultaba abominable que pudiera robarle a una persona vulnerable y tuve que denunciarla”, declaró el hombre.

Antony también le dijo a las autoridades que una noche de agosto de 2018, al recoger a Ruth del trabajo, ella le comentó que había llevado de compras a una de las ancianas residentes que estaba en silla de ruedas, y que tenía 98,000 libras (unos $133,000 dólares) en su cuenta bancaria. En ese momento el hombre comenzó a preocuparse, pues dedujo que su esposa tenía acceso a la tarjeta y al número PIN.

Meses después, en noviembre,  vinieron las vacaciones familiares. “Ruth reservó muchos viajes durante las vacaciones. Estaba gastando mucho. Cuando la interrogué, afirmó que sus familiares le habían dado mil libras para gastos. No estaba seguro de creerle”, dijo Antony a la publicación. En diciembre ocurrió el evento que despejó las dudas del hombre. 

Todo encajó en su lugar y me sentí absolutamente asqueado. No podía creerlo. Cuando Ruth se despertó, la confronté y admitió todo. Le dije que hiciera las maletas y se fuera. Fue desgarrador, La amaba y, sin embargo, sabía que no tenía más remedio que denunciarla”, narró. Ruth fue arrestada poco después y está enfrentando una sentencia de prisión domiciliaria, luego de no asistir a dos sesiones de rehabilitación de drogas y una con su oficial de libertad condicional. Si vuelve a incumplir las órdenes del tribunal o comete otro delito, irá a prisión.


Lee más:

+ “¡Es autista, estúpida!”. El insulto de un niño de 12 años a una anciana al defender a su hermano

+ Infieles: Su novio tuvo relaciones con su propia hermanastra, y ésta le envió un video para que se enterara

+ “Cancelé mi boda porque mi prometido tuvo su despedida de soltero en un club de striptease”

+ Infiel abandonó a la amante en su casa para correr al lado de la esposa que estaba dando a luz