Mujer se viste de hombre para tener “sexo” con mujeres; utilizaba “prótesis de pene” para engañarlas

Hannah Walters se hizo pasar por hombre para tener "relaciones sexuales" con mujeres; se aseguraba que la intimidad fuera en la oscuridad y utilizaba una "prótesis de pene" para engañarlas

Una "depredadora sexual" se hizo pasar por un hombre mientras tenía "relaciones sexuales" con tres mujeres diferentes.
Una "depredadora sexual" se hizo pasar por un hombre mientras tenía "relaciones sexuales" con tres mujeres diferentes.
Foto: Sick-Street-Photography / Pixabay

Una “depredadora sexual” se hizo pasar por un hombre mientras tenía “relaciones sexuales” con tres mujeres diferentes; ahora se enfrenta a la cárcel por una serie de delitos sexuales y violentos en Londres.

Hannah Walters, de 32 años, se vistió con ropa de hombre y usó el nombre de Tarjit Singh mientras engañaba a las víctimas para que tuvieran relaciones sexuales.

El tribunal de la corona de Snaresbrook, un distrito al este de Londres, dijo que Walters se negó a desvestirse en el dormitorio, se aseguró de que la intimidad tuviera lugar en la oscuridad y usó un juguete sexual o una prótesis de pene que las mujeres creían que era real.

Walters también sometió a las mujeres a un comportamiento controlador, violencia y agresión, dejándolas temerosas de hablar sobre sus sospechas, según escribió el Standard Evening.

Las víctimas del “engaño sexual”

Una de las víctimas tenía solo 16 años de edad cuando conoció a Walters a través de Facebook y le dijo al tribunal que la golpeó cuando encontró un consolador y preguntó al respecto.

Su primer encuentro sexual ocurrió cuando ella estaba desnuda y Walters completamente vestido; la víctima luego le dijo a la policía: “Parecía un hombre, actuaba como un hombre, no es algo cotidiano, ¿verdad?”

Walters también le mintió a la segunda víctima, diciéndole que había “nacido hombre”, que había cambiado de sexo para convertirse en mujer cuando era adolescente y afirmó que ahora estaba en proceso de volver a cambiar.

La tercera víctima conoció a Walters a través del sitio web de citas Plenty of Fish, creyendo que estaba saliendo con un hombre hasta que escuchó que el padre de Walters “lo llamaba ‘Hannah’ y me dijo que era una niña”.

“Me di cuenta de que todo era mentira, y que alguien a quien amas haga lo que ha hecho te hace sentir mal”, le dijo a la policía.

“Sientes que eres una estúpida por creerle a alguien en quien creías que podías confiar. Nunca pensé que alguien me haría eso, especialmente alguien que me importa”, agregó.

El tribunal mencionó que Walters dijo que usó un juguete sexual para simular el coito con la mujer, pero de repente afirmó que acababa de pasar por una operación de cambio de sexo de hombre a mujer.

Cuando terminaron desnudos en la cama juntos, la víctima dijo que esperaba ver signos de la operación, incluidas cicatrices, pero no pudo ver nada.

La mujer dijo que descubrió que Walters había estado previamente en prisión y que estuvo recluida en una cárcel de mujeres, lo que socava el reclamo de cambio de sexo.

La mujer dijo que anteriormente siempre había tenido relaciones heterosexuales y se presentó para proteger a otras mujeres de Walters.

“Es una manipuladora, está loca”, agregó. “Es una mujer rencorosa y maliciosa que necesita ayuda seria”.

La acusada, que ahora se identificó como hombre transgénero y fue referido en la corte por el pronombre ‘él’ y como ‘Sr. Singh’, afirmó a la policía que las tres mujeres dieron su consentimiento para los encuentros sexuales y “tenían pleno conocimiento de que yo era una mujer””.

La evidencia del teléfono móvil mostró sitios web incriminatorios que Walters había visitado, incluido FreeToMProsthetics.com, una empresa que fabrica penes protésicos ultrarrealistas.

“Los delitos sexuales pueden ser algunos de los casos más complejos que procesamos. Espero que estas condenas sirvan de alguna manera para brindarles a las víctimas un cierre. El CPS está comprometido a llevar a los delincuentes sexuales ante la justicia”, dijo un agente del Crown Prosecution Service.

Walters, de Caledonian Road, al norte de Londres, negó todo, pero fue declarada culpable de tres cargos de agresión por penetración, seis cargos de agresión que ocasionaron daño corporal real y un cargo de amenaza de muerte.


También lee:
· Musulmanes y cristianos en la Italia medieval abusaron de una mujer judía para extorsionarla
· Mujer fue secuestrada y abusada durante varios días en edificio abandonado en Nueva York; escapó de milagro
· Detienen a presunto responsable del homicidio de un joven de 14 años en México